El indicador para el quinto mes del año cayó 5,8 por ciento. Agricultura, ganadería, caza y silvicultura fue la rama con mayor incidencia.
La actividad económica se derrumbó 5,8% en mayo comparada con igual período de 2017, la caída más fuerte desde julio de 2009, y se redujo al 0,6% el crecimiento acumulado en los primeros cinco meses, informó hoy el Indec.

Sobre 15 grandes ramas de actividad, el organismo registró en mayo 6 con signo negativo, de las cuales únicamente dos acusaron disminuciones a tasas de dos dígitos, y muy altos.

Agricultura, ganadería, caza y silvicultura fue la rama de actividad de mayor incidencia en la contracción anual del EMAE correspondiente a mayo, indicó el organismo.

Las otras ramas que contribuyeron a la caída del indicador fueron Impuestos netos de subsidios y Transporte y comunicaciones, agregó.

En contraposición, actividades inmobiliarias, empresariales y de alquiler, intermediación financiera y construcción fueron los sectores de mayor incidencia positiva.

De acuerdo con los datos oficiales, el peor resultado en mayo lo tuvo el rubro agricultura, ganadería, caza y silvicultura, que se desplomó un 35,2% en comparación con igual período de 2017.

Asimismo, el sector pesca tuvo en mayo un descenso del 29,2% contra igual período del año pasado, mientras transporte y comunicaciones, retrocedió 4,9%.

El rubro industria manufacturera experimentó en el mes en estudio una baja del 1,4% contra igual período de 2017, mientras que electricidad, gas y agua, tuvo un retroceso similar.

Por el contrario, la actividad que experimentó un destacado crecimiento fue intermediación financiera, con el 10,8% de suba en mayo comparado con igual mes de 2017.

TEMAS: economia
Comentá esta nota

Noticias Relacionadas