Imágenes del arte - | puntal.com.ar
Alex Ubago. Fernando Mansilla. Mía Salas. Mirá la galería.
ALEX UBAGO.- El español ratificó la atracción que genera en un público que le dio un buen marco a su presentación de este fin de semana en Opus Teatro, teniendo en cuenta que las aspiraciones han bajado en estos tiempos y que no es fácil reunir grandes cantidades de público, en especial cuando el costo de la entrada se ubica fuera del alcance de muchos bolsillos.

Pero el vasco más popular en latinoamerica en el terreno de la canción romántica, se las banca bastante bien en ese rubro, de modo que su presentación, basada en los temas de su disco “Canciones impuntuales”, tuvo un marco más que aceptable, seguidores que no se decepcionaron con su entrada y la ratificación de un estilo, en torno a canciones que giran siempre sobre relaciones de pareja.

Sin novedades con respecto al muy buen acompañamiento sonoro, y con ese estilo de cercanía en el plano vocal, fue muy aplaudido cuando cantó antiguos éxitos pero también cuando interpretó esa canción del amor desgastado que es “Entre tu boca y la mía”, o esa otra que lamenta una ausencia como “Tu que ya no estás”, las que más resuenan de su nuevo álbum y el centro de los mayores aplausos que volvió a llevarse de la ciudad.

FERNANDO MANSILLA.- Santiagueño él, pero que se siente adoptado y cómodo en Río Cuarto, inauguró públicamente su proyecto musical como solista. Y lo hizo con una presentación en la que brillaron a la vez su voz potente y decidora y la intensidad de sus canciones.

Casi siempre empuñadas estas, desde una marcada acentuación rítmica, y en las que utiliza la llaneza potente de su voz para perfilman una mirada sobre el entorno, con mucho de lamento y hasta de protesta. Un pérfil que lo define y que define su saludable aparición en el panorama local de la canción popular de raiz folklórica.

MÍA SALAS.- Al titular su show  “La princesa del Imperio” no sólo impone orgullosamente su figura sino que también acepta el desafío de asumir un lugar para su condición artística.

En otro paso de una trayectoria que ya sabe de múltiples escenarios, volvió a mostrar esa faceta musical suya que se basa fundamentalmente en el perfil de un registro vocal de tenor, que utiliza con muy buen criterio  como vehículo para expresar un repertorio muy variado al que no le faltan momentos de brillantez, que ella construye con ese caudal que la distingue. 

Comentá esta nota

Noticias Relacionadas