La Muestra Latinoamericana de Baile por Pareja mostró su calidad a cielo abierto.
“Estar en Río Cuarto, y haber estado en Adelia María, al comienzo de esta semana, es para nosotros de una riqueza tal que sintoniza con la intención primordial que iluminó esta organización cuando fue creada hace 25 años: la de vigorizar las posibilidades de intercambio cultural a través de la danza, entendiendo que las expresiones artísticas, y en particular la que nosotros ejercemos, son el mejor de los puentes trazables entre las particularidades de cada país, de cada región y mucho más íntimamente de cada ser humano. Por eso estamos felices de esta experiencia de entrelazamiento a partir de una iniciativa de Abriendo Surcos, en un acontecimiento organizado con una eficacia y una amabilidad que muchos de nosotros ya habíamos vivido y que han hecho del grupo de esta ciudad una de las grandes referencias en toda Latinoamérica y en general en el mundo de las organizaciones que trabajan en torno de la danza, tanto como expresión escénica como en tanto emergente expresiva que hace a la particularidad de los pueblos”.

La respuesta, dada casi al unísono, y refrendada entre unos y otros, por los integrantes de las delegaciones de Bolivia, Chile, Colombia, México, Panamá, Paraguay y Perú que, junto a los representantes locales, desplegaron al mediodía de ayer sus danzas en el centro de la cuidad, anticipando la rumorosa despedida de esta larga semana en la que ese intercambio que se realizó con gran fertilidad, con distintas realizaciones y en diversos escenarios, reeditando ese ejercicio de cada año que con el nombre de Muestra Latinoamericana de Baile por Pareja, transforma en virtud expansiva ese regocido íntimo que los bailarines sienten íntimamente cada vez que bailan y que hoy por lo noche en el Teatro Municipal dice hasta la próxima, toda vez que los participantes se prometen volver a encontrarse para compartir emociones.

TEMAS: muestra-baile
Comentá esta nota

Noticias Relacionadas