Portada > Deportes > Nota > 12/04/2013
Tamaño letra Reducir tamaño de letra Agrandar tamaño de letra Resetear Enviar Imprimir

raid

El Dakar 2014 sí pasa por Córdoba

El Rally Dakar 2014, que unirá las ciudades de Rosario con Valparaíso (Chile) a través de Bolivia, del 5 al 18 de enero y con día de descanso en la provincia de Salta, “deparará sorpresas” y “novedades” deportivas, anunciaron ayer sus organizadores en Buenos Aires. El lanzamiento del sexto Dakar sudamericano fue realizado ayer por el ministro de Turismo de la Nación, Enrique Meyer, y el director de la prueba, el francés Etienne Lavigne, en un hotel porteño.
“Recibimos el Dakar con el mismo entusiasmo de siempre, igual a aquel que sentimos la primera vez que trajimos la competencia a estas tierras y que parecía algo imposible”, recordó Meyer durante la conferencia.
El Dakar 2014, que se correrá por sexta vez en Argentina y Chile, por primera en Bolivia y que deja Perú tras las últimas dos ediciones, tendrá su ceremonia de largada el 4 de enero en el imponente Monumento de la Bandera de Rosario y al día siguiente emprenderá la primera de sus 14 etapas.
“Hace rato buscábamos largar desde el Monumento a la Bandera, por todo lo que significa para los argentinos y para festejar el bicentenario. También buscamos marcar diferencias cada año, por eso para esta nueva edición sumamos a San Luis”, reseñó el ministro de Turismo.
De esta manera, el Dakar recorrerá Santa Fe, San Luis, Mendoza, Córdoba, San Juan, La Rioja, Catamarca, Tucumán, Jujuy y Salta, antes de cruzar hacia Bolivia.
La competencia tendrá como “principal filosofía sumar más kilómetros de especial (carrera pura) y menos de enlace”, reveló David Castera, director deportivo de la prueba y el encargado de dibujar los caminos por los que transitará el rally más difícil del mundo. Las etapas maratón, que recién debutaron en Sudamérica en la edición pasada pero sólo para las motos, son aquellas en las que los pilotos duermen solos en un campamento diferente, sin asistencia mecánica y son ellos los que deben arreglar sus máquinas con lo que tienen a mano.