Tamaño letra Reducir tamaño de letra Agrandar tamaño de letra Resetear Enviar Imprimir

Último momento

detalle de esta foto

01/08/2013 - operativo policial

Buscan en Alpa Corral a un preso fugado en Mendoza hace una década

Se trata de Ricardo Nievas (45), quien había sido condenado a 25 años de cárcel por violación, robo e intento de homicidio. Lo denunció su pareja cuando fue a relatar un supuesto maltrato familiar

Un preso fugado hace diez años de una cárcel de Mendoza es intensamente buscado en la zona de Alpa Corral, donde fue ubicado en las últimas horas tras una denuncia en su contra por un caso de violencia familiar.

Se trata de Ricardo Nievas, de 45 años, quien se encuentra prófugo desde el 31 de octubre de 2003, cuando logró burlar la seguridad de una unidad penitenciaria en la provincia cuyana usando las ropas de su hermano, quien había concurrido a visitarlo al penal.

Nievas fue condenado en 1987 a la pena de 25 años de prisión acusado de los delito de violación, tentativa de homicidio, robo agravado y lesiones graves.

La mujer con la que se radicó hace casi tres años en la localidad de Alpa Corral lo denunció en el destacamento policial de esa localidad porque habría agredido a un hijo de 13 años.

"Personal docente habría advertido a su madre que no se observaban avances en la educación del chico y manifestaron la posibilidad de que fuera víctima de violencia física", explicaron fuentes policiales.

La mujer también tiene otro hijo, de 8 años, con esta persona, quien en Alpa Corral era conocido como Héctor Ramos, utilizando para ello un documento falso.
Cuando la mujer fue a denunciar que en la casa se vivía una situación de violencia hacia sus hijos y hacia ella, el hombre fue hasta la comisaría para impedirlo, pero finalmente, luego de discutir en el lugar, se fue antes de que lo detuvieran.

Esto derivó en que la mujer no sólo denunció la violencia, sino también que su pareja era un prófugo de la cárcel de Mendoza, lugar desde donde se había fugado el 31 de octubre de 2003. Allí, el delincuente cumplía una condena a 25 años de cárcel.

"Consiguió burlar a los penitenciarios luego de vestirse en el baño con la ropa de su hermano, que había llegado un rato antes", publicó el diario Los Andes en su edición del 1º de noviembre de ese año.

"La farsa fue descubierta por un agente, que encontró a Adolfo Nievas, hermano del fugado, quien estaba tendido en el piso con heridas en el rostro", se agregó.
Ricardo Nievas escapó de su casa en Alpa Corral de a pie, y las fuerzas policiales desplegaron un amplio operativo de rastrillaje para tratar de ubicarlo.

Se destacó que se trata de un delincuente “sumamente peligroso y violento”, aunque en el pueblo nadie habría sospechado sobre su falsa identidad y su conducta delictiva.