Sospechado de balear a Julio Nievas (30) a fines de julio, un joven de 17 años fue atrapado y trasladado al Complejo Esperanza. El presunto homicida habría sido reconocido por la víctima.
Por intentar matar a un hombre en el IPV Banda Norte la Policía atrapó a un joven menor de edad, el cual quedó alojado en el Complejo Esperanza de la ciudad de Córdoba.

Se trata de un chico de 17 años sospechado de balear a Julio Nievas (30) en un ataque registrado el 30 de julio pasado en la intersección de Roberto Payró y Buteler (ver: Lo balearon en el IPV Banda Norte y está grave). Los investigadores afirmaron que el menor fue reconocido por la propia víctima.

"El supuesto agresor fue puesto a disposición del Juzgado Penal Juvenil, que por su condición de menor de edad dispuso el traslado al Complejo Esperanza", explicaron fuentes de la Departamental Río Cuarto. El joven está imputado de homicidio en grado de tentativa.

Nievas recibió dos balazos, uno en el cuello y otro a la altura de la espalda, que lo dejaron en grave estado. A más de dos semanas del hecho, continúa internado en terapia intensiva del Hospital San Antonio de Padua, con pronóstico reservado.

TEMAS: violencia
Comentá esta nota

Noticias Relacionadas