Portada > Locales > 20/03/2017 > Nota
|
Acusado de matar a tiros al vecinalista Avila, Biasi va ante un jurado popular
El hecho sucedió la noche del 10 de abril de 2016. La víctima era un dirigente barrial de 54 años. Estaba de novio con la expareja del acusado.

Mario Osvaldo Biasi, un changarín riocuartense de 63 años, enfrentará desde la mañana de hoy un tribunal integrado por tres jueces y 10 ciudadanos comunes que fueron designados como jurados populares.

Biasi llega acusado de homicido con alevosía por el crimen de Héctor Avila, un reconocido dirigente barrial y kinesiólogo de 54 años que recibiera una balacera mortal desde la ventana de la vivienda de calle Achalay 325, de Banda Norte.

El hecho sucedió hace casi un año, más precisamente el 10 de abril de 2016, en horas de la noche,  cuando Avila estaba de visita en la casa de una mujer con la que mantenía una relación sentimental.

La dueña de casa había estado en pareja durante largos años con Biasi, con quien había tenido dos hijos, pero llevaban tiempo separados.

¿Un ataque anunciado?

“Fue una situación que no sorprendió de golpe. Habían pasado cosas que nos advertían. Cuando te dicen ´la cortas o te matamos´ te asustás porque no manejás ni ese vocabulario, ni ese ambiente. Mi papá no lo tomó con tanta dimensión. Desgraciadamente, lo dijeron y lo hicieron”, fue el testimonio de una de las hijas de Héctor Avila, por aquellos convulsionados días.

En un primer momento, Biasi resistió la detención. Se ocultó entre la maleza y los árboles, en el fondo de una vivienda de calle Mariquita Sánchez de Thompson 357. Pero finalmente fue aprehendido.

La fiscalía sostuvo que el 10 de abril de este año, alrededor de las 21.30, Biasi se presentó en el domicilio de Achalay 325, de Banda Norte, portando una carabina 22.

En el lugar se encontraba su expareja Marcela Rosana Cortez junto a Héctor Rolando Ávila. “Aprovechando la poca luminosidad del pasillo externo, Biasi se acercó a la ventana de la cocina, que se encontraba abierta, y a través de la cortina, sin que pudiera ser advertida su presencia por parte de la víctima y Marcela Rosana Cortez, efectuó varios disparos, impactando cuatro de ellos en Ávila: dos en la región del hombro derecho, uno en la región subclavicular derecha y el cuarto en la línea media axilar.

Todas estas lesiones le provocaron la muerte al vecinalista cuando estaba internado en el Hospital San Antonio de Padua.

¿Por qué a Biasi se lo acusa de homicido con alevosía?, porque la fiscalía que investigó el hecho concluyó que el agresor actuó sobre seguro, disparando una carabina desde la ventana de la vivienda donde la víctima se encontraba junto a la expareja de Biasi. Ese delito prevé una pena que va de los 15 a los 20 años de prisión.

IMPORTANTE: Los comentarios publicados son de exclusiva responsabilidad de sus autores, sobre quienes pueden recaer las sanciones legales que correspondan. Además, en este espacio se representa la opinión de los usuarios y no de Puntal y puntal.com.ar. Los textos que violen las normas establecidas para este sitio serían eliminados, tanto a partir de una denuncia de abuso por parte de los lectores como por decisión del editor.