Portada > Deportes > 21/04/2017 > Nota
|
Mucho más que una semifinal
Banda Norte y Atenas volverán a enfrentarse con un premio importante en juego, en un duelo que recuerda encuentro memorables de un tiempo no muy lejano, como la final de la Liga Regional de 2005.

La serie que disputarán Atenas y Banda Norte por el Federal C pondrá en juego algo más que el pase a la final. En ambos partidos, habrá fantasmas de historias pasadas flotando por doquier. Duelos espectaculares, jugadores que son referentes en ambas instituciones y entrenadores que consiguieron exitos en los dos bancos de suplentes, empiezan a aparecer en la memoria de los futboleros riocuartenses. Además, hace mucho que no se enfrentan con algo importante en juego, por lo que el partido del domingo invita a que se reviva la pasión de uno de los clásicos que tiene la ciudad.

Los últimos antecedentes de grandes choques entre estos equipos incluyen dos duelos en el viejo Torneo del Interior de 2007. Allí, compartieron grupo y se repartieron victorias. El otro, es el de las finales de la temporada 2005 de la Liga, en la cual Atenas se terminó consagrando luego de tres partidos que tuvieron todos los condimentos.


Tres espectaculos inolvidables


“Más de 3.000 personas coparon el estadio Ciudad de Río Cuarto para ver la final en la que Atenas derrotó a  Banda Norte”, reza la edición de diario Puntal del lunes 28 de noviembre de 2005. Fue el último de una serie de tres partidos con una concurrencia inusitada para la el torneo local. En ella, Albos y Verdes se enfrentaron para definir el campeonato de la temporada.

Banda Norte comandado por Guillermo Guandulain ganó el torneo apertura 2005, con una base que mezclaba la experiencia y la juventud. Nombres como Juan Cruz Romero, Hugo Baigorria, Alejandro Piazza y Jorge Alturria componían aquel plantel del Verde.

Atenas conquistó el Clausura, con la dupla Jorge Grassi-Néstor Billalva en el banco de suplentes. En el equipo confluyeron varios de los campeones de 2002 y 2003, más algunos que se convertirían en ídolos de la parcialidad alba.

Entre ellos, un joven delantero puntano, Nicolás Gatto. El conjunto de la Marconi combatió palmo a palmo con Atlético San Basilio, a quien derrotó 1 a 0 a dos fechas del final con gol del hombre de San Luis. Esa tarde el 9 de Julio “explotaba” de gente, en lo que sería el anticipo de lo que se produciría en las finales con Banda Norte.

El sábado 12 de noviembre de 2005 se produjo el encuentro de ida. Fue empate 1 a 1 en el parque Sarmiento. Piazza adelantó a los locales a los 33 minutos del primer tiempo y Gatto igualó a los 43 de esa primera mitad.  

La  vuelta, fue el viernes 18 de ese mes en el 9 de Julio. El trámite fue parecido y el resultado idéntico. El Albo golpeó de arranque a través de Darío Zarate, que convirtió a los 2 minutos de la primera mitad. El Verde respondió 14 minutos más tarde con Diego Britos.

El tercer encuentro se disputó en la calurosa noche del domingo 27 de noviembre. Fue en el estadio de Estudiantes, elegido como escenario neutral.

Allí confluyeron los hinchas de ambas escuadras. Los Albos coparon la platea oeste en su totalidad, mientras que los bandeños “tomaron por asalto” la tribuna alta que da a la avenida España.

El encuentro tuvo de todo. Después de un primer tiempo aburrido, Atenas golpeó de arranque en el complemento. Iban 8 minutos cuando Gatto, en posición dudosa, venció a Romero para marcar el único tanto del encuentro.

Con el correr de los minutos, los ánimos se fueron calentando dentro de la cancha y llegaron las expulsiones. Primero el árbitro Juan Dardanelli le indicó a Piazza que se fuera a los vestuarios antes de tiempo, por lo que parecía todo liquidado para los de la dupla. Pero pocos minutos después el que vio la roja fue el Gringo Fabricio De Yuani y ambos quedaron con diez.

Para sumarle emoción al juego, a seis minutos del final, Cristian Zúñiga se convirtió en el tercer expulsado en una jugada un tanto extraña. El Peca estaba siendo atendido detrás del arco de Atenas, cuando observó que su equipo había perdido la pelota y venía el contraataque de Banda Norte. Sin meditarlo, el mediocampista del Albo se metió a la cancha sin autorización del juez y cortó el avance. Terminada la acció, el juez de línea le informó lo sucedido a Dardanelli y este terminó mostrandole la segunda tarjeta amarilla y por consuigiente la roja y el conjunto de la Marconi tuvo que aguantar con un hombre menos el resultado.

Fue la última final de la Liga en la que se encontraron dos equipos de la ciudad y no volvió a haber después una concurrencia de público semejante en ninguna de las definiciones de la primera división.


El Albo si, el Verde no


El antecedente más cercano de ambos equipos en un certamen nacional es el del Torneo del Interior 2007. En ese certamen, Atenas y Banda Norte compartieron la zona 15 de la primera fase.

El 20 de enero de ese año, el fixture quiso que se encontraran en la primera fecha. Fue en el Parque Sarmiento y terminó contriunfo del Albo por 2 a 1. Los goles de Atenas fueron convertidos por Mauro Lagioia (6´ PT) y Álvaro Machado (15´ ST), curiosamente, ambos jugadores con pasado en Banda Norte. Para el Verde descontó el Juan Alberto López a cinco minutos del cierre del encuentro.

Los dirigidos por Guendulain y Billalva se volvieron a enfrentar el 9 de febrero en el 9 de Julio. En esa noche de viernes, el Verde le devolvería la atención al Albo, venciendolo 2 a 1. Darío Zarate marcó el 1 a 0 para los locales a los 30 del complemento, cuando ambos equipos jugaban con uno menos por las expulsiones de Hugo Baigorria en Banda Norte y Matías Alcibar en Atenas. La reacción bandeña llegó rápido. En seis minutos Ohanian (36´ ST) y el Cara López (39´ST) convirtieron para dar vuelta el marcador.

Ese resultado puso en carrera a los de Guendulain por la clasificación y complicó a los del Chiqui. Pero después, el conjunto de la Marconi enderezó el barco y se ubicó segundo detrás de San Martín de Monte Buey para colarse por la ventana a los playoffs.

Lo que siguió es historia conocida. El Albo fue “volteando muñecos” hasta quedarse con el ascenso al Argentino B, mientras Banda Norte se quedó en el camino.

De aquellos cruces hay dos nombres que se repetirán el domingo. Diego Britos, que sigue jugando en Banda Norte y Jorge Alturria, hoy convertido en referente de Atenas.

Los que estuvieron presentes en las finales 2005 y en los enfrentamientos por el Torneo del Interior, los recuerdan como íconos de una época de florecimiento del fútbol regional. La expectativa es que la serie que comienza el domingo sea el retorno de esa era de canchas llenas y equipos llenos de referentes.


Agustín Hurtado 

IMPORTANTE: Los comentarios publicados son de exclusiva responsabilidad de sus autores, sobre quienes pueden recaer las sanciones legales que correspondan. Además, en este espacio se representa la opinión de los usuarios y no de Puntal y puntal.com.ar. Los textos que violen las normas establecidas para este sitio serían eliminados, tanto a partir de una denuncia de abuso por parte de los lectores como por decisión del editor.