Portada > Locales > 17/07/2017 > Nota
|
La crisis no llega a las slots: crecen por encima de la inflaci贸n
La facturaci贸n aument贸 31 por ciento en el primer cuatrimestre del a帽o. Las tragamonedas hace 15 a帽os que se instalaron en la ciudad

Las apuestas a las tragamonedas están inmunes a la crisis económica. Es uno de los pocos rubros que escapan a la recesión. En lo que va del año, la facturación creció por encima de la inflación en el local ubicado a metros del puente carretero.

De acuerdo con la información suministrada por la Compañía de Entrenimientos y Turismo (CET), las apuestas en el primer cuatrimestre del año totalizaron 68,3 millones de pesos, lo que representa una mejora del 31 por ciento en la comparación interanual.

Las slots es uno de los rubros de la economía que no sufre los efectos de la crisis económica y el desfile de apostadores se mantiene constante a lo largo del todo día.

La ilusión de engrosar los “flacos” bolsillos en las multicolores máquinas electrónicas lleva a muchos vecinos de la ciudad a gastarse los pocos pesos  que les quedan.

Desde su desembarco en la ciudad, hace más de 15 años, las tragamonedas han generado una fuerte polémica  por los efectos adversos que genera esta máquina en muchas familias.

La Corte Suprema de Justicia analiza un planteo de la Municipalidad sobre el horario de funcionamiento del lugar, ante el fallo adverso en Superior Tribunal de Justicia de Córdoba.

De acuerdo con la declaración jurada presentada en la Dirección General de Recursos de la Municipalidad, en el primer cuatrimestre, las apuestas llegaron a 68.306.583 pesos, lo que representa una suba del 31,20 por ciento con respecto a igual período del año pasado. Había sido de 52.062.408 pesos.

En abril, las slots facturaron 18.051.160 pesos, lo que equivale a un incremento del 31,25 por ciento con respecto a los 13.754.921 de igual mes del año pasado.

Comparado con el mes anterior, hubo una pequeña baja del 2,70 por ciento.
Desde que están instaladas las slots y las máquinas tragamonedas en esta ciudad no ha parado de crecer el nivel de apuestas, aun en tiempos de mayor estrechez económica generalizada.

El año pasado, las máquinas tragamonedas facturaron 171.257.886 pesos, que había sido un 25 por encima de 2015.

Los sectores sociales más afectados por la actual coyuntura económica son los principales apostadores. Hay quienes creen que en tiempo de crisis, en general, el juego es buscado como salvación.

La tendencia de aumento de apuestas también se refleja en el resto de la provincia.


Desembarco


En el primer gobierno de José Manuel de la Sota, a fines de 2002,  las máquinas tragamonedas se instalaron frente a Plaza Roca hasta que un par de años después se trasladaron hasta el edificio donde funciona actualmente.
Ese año, la Legislatura de Córdoba aprobó la ley que autorizó el juego en la provincia. En una primera etapa se autorizaba a CET instalar hasta tres mil máquinas.

En 2008, durante la primera gestión de Juan Schiaretti, la Legislatura autorizó a elevar la cifra hasta las 5.400, aunque habría unas cuatro mil funcionando en 17 ciudades del interior provincial.

La concesión del servicio a la empresa del grupo Roggio es por 25 años, por lo que recién finalizará dentro de 10 años.

Los sectores que rechazan el juego exponen como principal punto que las máquinas generan mayor pobreza.

IMPORTANTE: Los comentarios publicados son de exclusiva responsabilidad de sus autores, sobre quienes pueden recaer las sanciones legales que correspondan. Además, en este espacio se representa la opinión de los usuarios y no de Puntal y puntal.com.ar. Los textos que violen las normas establecidas para este sitio serían eliminados, tanto a partir de una denuncia de abuso por parte de los lectores como por decisión del editor.