Río Cuarto | diabetes | nadia | mes

"Nada que festejar", cerraron el mes de lucha contra la diabetes

Desde la asociación NADia realizaron una serie de talleres y jornadas de difusión a través de redes sociales. Aseguran que la pandemia afectó mucho a los pacientes y sus familias.

Como todos los años, noviembre es el mes de más trabajo de la asociación civil NADia en su lucha contra la diabetes. En el marco del día internacional que conmemora a mediados de mes el trabajo contra la patología, se coordinó una serie de actividades que concluyeron en la jornada de ayer y que tuvieron como lema: “Nada que festejar”, ante la necesidad de respuestas inmediatas a los pedidos de los pacientes y sus familias por una mejor calidad de vida.

En diálogo con Puntal, la referente de la ONG Nydia Farhat sostuvo: “Empezamos el mes haciendo una denuncia pública por la falta de insulina e insumos básicos en los hospitales públicos de todo el país, en especial los de Córdoba, donde también planteamos que a veces se entrega una insulina por otra que realmente necesita el paciente, el efecto es distinto y eso es perjudicial”, explicó. La militante por los derechos de las personas con diabetes destacó que esta realidad preocupante se repite en todo el país: “Por esto, nuestro slogan fue ‘Nada que festejar’, a diferencia de lo que siempre decimos de festejar la vida, sin insulina no hay vida y no podemos festejar nada”, sostuvo.

En este marco, desde NADia coordinaron una serie de talleres virtuales de concientización, con preguntas y respuestas de determinados temas: “Hablamos de diabetes tipo 2 con la doctora Fernanda Rodríguez, al igual que sobre acompañamiento a padres y cuidadores, por todo lo que han tenido que vivir los chicos durante estos 8 meses, porque son de mucho riesgo y el encierro ha sido una agonía terrible; se habló de diabetes tipo 1, de nutrición y diabetes, espacio en el que incluso se compartieron recetas”, entre algunas de las propuestas que compartieron en este espacio, mientras que se sumó un encuentro en el que los niños de todo el país compartieron su mensaje ante este contexto de pandemia.

El día 14, fecha en la que se conmemora a nivel mundial la lucha contra la enfermedad, una de las referentes de NADia Río Tercero participó en DED (Diabetes Experiencience Day) y desde todo el país acompañaron su disertación, mientras que por la noche hicieron un baile virtual “como para distendernos y movernos un poco”, comentó Farhat.

- ¿Qué actividades desarrollaron en esta última semana de encuentros?

- Junto a la Universidad de Mendoza compartimos un taller de formación para sus profesionales y estudiantes, fue totalmente gratuito y terminó este viernes. Con esto cerramos el mes de actividades, pero los reclamos continúan, al igual que los amparos; son muchas quejas y mucho el malestar por parte de nuestras familias, porque las obras sociales que antes proveían todos los insumos ya no lo hacen, con respuestas absurdas. Esto genera una terrible tensión, frustración, angustia, además de enfrentarse a la enfermedad crónica.

En este marco, se agregó el cambio del lugar de provisión de los insumos por parte del Hospital y los pacientes no fueron notificados. “Nos enteramos por quienes fueron al edificio viejo a buscar la medicación y los mandaron al nuevo; ha sido un desastre como siempre, pero ahora más que nunca”, sostuvo Farhat.

- Con este escenario, ¿se ha planteado algo del tradicional campamento en 2021?

- Se ha suspendido, porque entendemos que más allá del tema de la vacuna, que no llegará pronto, por más que se abran las piletas como si el virus hubiera desaparecido, nuestros niños siguen siendo población de riesgo y no los vamos a exponer. Ya suspendimos el de Tucumán por esta situación, y haremos lo mismo para el de febrero por la posibilidad de un rebrote, como está ocurriendo en Europa. No sería para que los chicos disfruten con todas las limitaciones de protocolo, al contrario, sería como un castigo.

- ¿Tienen previsto sustituirlo por alguna actividad virtual?

- En realidad la idea es hacer un taller para educar a educadores, con un grupo reducido de adultos, pero aún no hay nada concreto. De todas formas sería en la época de febrero cuando se hace el campamento, para hacer una capacitación fuerte de lo que es la educación terapéutica a partir de esta nueva modalidad.

Además de estas actividades, tanto los profesionales de la asociación como los niños que integran NADia realizaron diversos videos humorísticos que compartieron en sus redes sociales.