Río Cuarto | Jovita | Daniel Vaudagna | Julio Rivero

Condenan a 8 años de cárcel a un hombre que abusaba de su nieta en Jovita

El acusado, de 60 años, fue sentenciado el viernes pasado por el juez Daniel Vaudagna, de la Cámara Primera del Crimen de Río Cuarto. El hombre confesó desde la prisión y la causa se resolvió en un juicio abreviado

Un hombre de 60 años que estaba acusado de abusar sexualmente de su nieta y de otras niñas menores de edad recibió una condena de 8 años de cárcel.

Sucedió el viernes pasado en la Cámara Primera del Crimen, a cargo del juez Daniel Vaudagna. A esa sentencia se llegó después de que el acusado, oriundo de Jovita, confesara lisa y llanamente las graves acusaciones que pesaban en su contra.

El reconocimiento del delito, desde el servicio penitenciario donde el acusado siguió el proceso, permitió que esta causa se resolviera en un juicio abreviado.

Bajo esa modalidad, el juez no necesita llamar a testigos ni buscar nueva prueba. Por su parte, el acusado -tal como está previsto por la ley- obtuvo el beneficio de una pena atenuada que fue consensuada por el fiscal de Cámara, Julio Rivero, y por el abogado defensor.

La investigación de esta grave causa por delitos sexuales la había iniciado en el año 2018 la Fiscalía de Instrucción de Huinca Renancó, a cargo de Marcelo Saragusti, y el juicio se celebró en los tribunales de Río Cuarto.

Como viene sucediendo en los últimos meses, el proceso se cumplió de manera semipresencial, pues el juez y las partes se dieron cita en el polo judicial, pero el acusado pudo seguir las alternativas del juicio en una sala especialmente acondicionada en el servicio penitenciario.

Tal como llegó acusado por la Fiscalía de Instrucción, este hombre, cuyos datos personales se reservan para protección de la víctima, quedó condenado por una larga lista de hechos delictivos de naturaleza sexual, en contra de niñas menores de edad, entre ellas su nieta.

Así la resolución de Vaudagna le atribuyó los delitos de abuso sexual simple y abuso sexual gravemente ultrajante (por el primer hecho), abuso sexual calificado por el segundo, tercero, cuarto y quinto hecho, abuso sexual reiterado por el sexto, séptimo, octavo y noveno hecho y abuso sexual simple por el último hecho, el décimo.

Según se consignó todas estas conductas pervertidas fueron cometidas sin acceso carnal a las víctimas.

Además de los ocho años que este hombre deberá pasar en la cárcel, la resolución judicial indicó que se lo incluya en el Registro Provincial de Personas condenadas por delitos contra la Integridad Sexual, tal como lo establece la Ley 9.068.

Si bien, como en todo juicio penal, existe un plazo legal para poder recurrir la sentencia, la confesión del acusado y el acuerdo conjunto entre la parte acusadora y la defensa para arribar a una pena común hacen presumir que el fallo quedará firme en los próximos días.