Río Cuarto | muestras | UNRC | capacitación

Cómo funcionará el equipo que procesará las muestras en la UNRC

Se adquirió hace unos años y permite realizar distintas tareas. En tanto, la capacitación del personal en Córdoba se pospuso, por lo que aún no hay fecha para el inicio de los análisis. Asimismo, podría duplicarse la cantidad de pruebas a tratar

La Universidad Nacional de Río Cuarto se apresta a iniciar el proceso de análisis de 96 muestras diarias que se tomarán de los hisopados a pacientes sospechosos de Covid-19 en la ciudad y la región. Si bien la fecha no está confirmada, se especula con que los trabajos comenzarían alrededor del 7 de septiembre (dentro de 10 días), luego de la capacitación en Córdoba del personal que estará a cargo de las tareas.

La doctora Adriana Torres, directora del Departamento de Microbiología e Inmunología de la Facultad de Ciencias Exactas, explicó a Puntal cómo es el funcionamiento del equipamiento que se utilizará y señaló que, si se dan las condiciones y se cuenta con el material necesario, se podría duplicar la cantidad de análisis y llegar a los 192.

“Al equipo se lo conoce como termociclador o PCR en tiempo real. Es un equipo al que se le programan ciclos de temperaturas para que lleve a cabo un proceso de duplicación de un segmento específico del material genético, con enzimas que normalmente hacen este proceso en cualquier célula. En este caso, nos interesa un fragmento del virus SARS-CoV-2. El equipo tiene un detector de florescencia. Entonces, a medida que se va duplicando el material genético, se va generando fluorescencia que se mide en tiempo real. Es decir, mientras la duplicación va ocurriendo, se va midiendo en el equipo. Dicha medición nos permitirá tener una idea de la cantidad de virus presente en la muestra”, detalló la doctora Torres.

-Es decir que se va poder determinar la carga viral de cada una de las muestras…

-Sí, exactamente. En este tipo de análisis se detectan tres genes. Uno es general, y dice si la metodología está bien hecha, y los otros dos son específicos del virus, donde se indica la carga viral del paciente.

-¿Es un equipo costoso?

-Hay que destacar que el equipamiento fue adquirido hace unos años por el equipo de investigadores que pertenecen al Instituto de Micología y Micotoxicología, que es un instituto de doble dependencia (entre la UNRC y el Conicet). El equipamiento fue importado y tiene un alto costo, al igual que los insumos que se requieren para su funcionamiento. Para adquirirlo, fueron necesarios fondos de la Agencia Nacional de Promoción Científica.

-Resulta fundamental contar con este tipo de recursos. Esto ha quedado demostrado ante la pandemia por el coronavirus…

-Soy una defensora de la investigación científica. Es muy importante para el desarrollo del país y es fundamental para enfrentar este tipo de crisis impensadas. Además de los equipamientos, los recursos humanos también son claves. Tenemos personal altamente capacitado que, aunque no trabaja específicamente en el diagnóstico del Covid-19, se puede adaptar rápidamente a la técnica empleada para tal fin.

-¿Para qué se utiliza habitualmente este equipo?

-Por lo general, trabajamos con hongos patógenos de plantas, hongos que son productores de micotoxinas que contaminan cultivos. Desde el punto de vista de la investigación, lo utilizamos para ver directamente la expresión de diferentes genes. Además, se pueden hacer diagnósticos de prácticamente cualquier microorganismo. Otro uso es para evaluar organismos que han sido genéticamente modificados.

-Cuando se cerró el convenio con las autoridades provinciales, se informó que se procesarán hasta 96 muestras por día, ¿se puede ampliar ese número?

-El equipo tiene una capacidad limitada. Las muestras se ponen en una placa que tiene 96 pocillos. Así, en una corrida se pueden procesar 96 muestras (incluidos los controles). Dicha corrida dura unas tres horas. En principio, con la Provincia se pactó realizar una corrida por día o, a lo sumo, dos. En el caso de que sean dos, se duplicaría la cantidad de muestras (192). Sin embargo, esa posibilidad no depende únicamente de la UNRC, ya que la primera etapa del proceso, que tiene que ver con el manejo de las muestras contaminadas, se va a desarrollar en el Nuevo Hospital. Por lo tanto, hay que ver qué posibilidades tienen ellos de ampliar el procesamiento. La extracción de material genético del virus lleva otras tres horas, por ejemplo, y se requiere una campana especial de seguridad biológica en la que, como máximo, pueden entrar dos personas a trabajar.

-A grandes rasgos, ¿cómo se desarrollará todo el proceso?

-La toma de la muestra, es decir, el hisopado a la persona que es sospechosa de tener el virus se hará en el Hospital. Una vez que esté la muestra, en el Hospital se hará el proceso de extracción del material genético. Luego, ese material genético, que ya no es infectivo, llegará a la UNRC, donde se realizará la amplificación y detección de los genes específicos del virus. Las curvas que se obtendrán de la cuantificación de los genes virales se transmitirán al Hospital, para que allí se haga el informe correspondiente. Es decir, en el Hospital van a definir si la muestra es positiva o negativa de Covid-19.

-¿Cuánta gente trabajará desde la Universidad?

-Se ha hecho una selección de voluntarios que se dividirán en grupos de 6 u 8 personas que irán rotando en diferentes turnos.

-Se especula con que empezarían a procesar las muestras los primeros días de septiembre…

-En principio, la capacitación que se iba a dar esta semana en Córdoba se pospuso para la semana que viene. Por lo tanto, para que se pueda empezar con el procesamiento de la muestras, es necesario que se complete la capacitación del personal y nos envíen los insumos.

Finalmente, la doctora Adriana Torres señaló que el método empleado para diagnosticar el Covid-19, el procesamiento de los hisopados, es seguro.

“La técnica es específica, pese a que haya gente que la ponga en dudas. Es específica porque lo que se amplía son fragmentos específicos que los tiene únicamente este virus y no otro”, remarcó.

-¿Puede fallar?

-Cualquier metodología de diagnóstico tiene un porcentaje de falla. Es cuando se dan los falsos negativos, porque la muestra estuvo mal tomada, porque no se tomó suficiente material genético o porque no se mantuvo la cadena de frío. De todas formas, eso no quiere decir que la técnica no sea específica.