Río Cuarto | Sputnik V | Córdoba | Valeria Alaniz

Ciudad: la Sputnik V para los mayores de 60 llegarían la semana que viene

Si bien no hay una fecha concreta, en el Hospital esperan que las nuevas dosis arriben pronto para iniciar el proceso con los profesionales de la salud que quedaron afuera de la primera etapa por la edad. En Córdoba capital arrancó ayer

En Río Cuarto, la vacunación con la Sputnik V para mayores de 60 años comenzaría la semana que viene, siempre y cuando lleguen nuevas dosis a la ciudad. La vicedirectora del Nuevo Hospital San Antonio de Padua, Valeria Alaniz, dijo a Puntal que no hay una fecha concreta, pero aclaró que tienen expectativas de que la colocación del primer componente se inicie pronto, tal como ocurrió ayer en Córdoba capital.

“La autorización de la Anmat (Administración Nacional de Medicamentos, Alimentos y Tecnología Médica) para este grupo etario es muy reciente, por lo que estamos a la espera de recibir indicaciones desde el Ministerio de Salud de Córdoba para comenzar a vacunar, una vez que lleguen las dosis. Si bien no hay una fecha concreta, creemos que pueden llegar a finales de enero o principios de febrero. Lo más seguro sería a fin de mes. La amplificación de los grupos etarios estaba prevista desde el inicio, pero no se avanzó porque no se tenía la autorización de la Anmat”, afirmó Alaniz.

-En Córdoba se empezó con profesionales de la salud mayores de 60 años, ¿acá ocurrirá lo mismo?

-Sí, seguro que sí. Vamos a arrancar con profesionales de la salud de más de 60 años porque son los que están en la primera línea de riesgo. Después se seguirá con el resto del personal esencial. Estamos haciendo los listados correspondientes para organizar todo.

-¿Hay expectativas entre los mayores de 60 años por la vacuna?

-Sí, en general, hay interés por la vacuna. Hay algunas personas que no, pero la mayoría sí, como sucedió con los otros grupos etarios.

-¿Qué pasa con el resto de los adultos mayores de 60 que quieren vacunarse?

-Los registros se manejan desde el Ministerio de Salud. La prioridad son todos los grupos que están más expuestos. Estamos hablando del personal de salud, de las distintas fuerzas de seguridad y de los docentes. Después, dentro de la población civil, están los de mayor riesgo, como las personas que viven en comunidades cerradas.

valeria alaniz

La médica infectóloga Valeria Alaniz, vicedirectora del Hospital San Antonio de Padua.

-¿Cómo evoluciona la colocación de la segunda dosis entre los menores de 60 que fueron elegidos en una primera selección?

-Por ahora viene bien, aunque nos hemos encontrado con el obstáculo de las licencias. Hay personas que por estar de licencia no llegaron a completar el proceso de inmunización, por lo que vamos a organizar un día especial para que puedan hacerlo.

Córdoba

En Córdoba capital, se inició ayer la colocación de vacunas para mayores de 60 años. Fue en el Centro de Convenciones Córdoba “Brigadier General Juan Bautista Bustos”, a donde acudieron 85 profesionales de la salud.

“Estamos todos muy contentos porque sabemos justamente que el Covid- 19 a uno de los grupos poblacionales que más impacta, y que más mortalidad ha tenido, es en los mayores de 60 años y realmente es algo que estábamos esperando y lo celebramos y esperamos ahora la llegada de la vacuna para poder avanzar en la vacunación de este grupo”, dijo la coordinadora del Programa de Inmunización, Sandra Belfiore.

Hugo Pizzi, médico infectólogo, con gran emoción y siendo el primer cordobés mayor de 60 años en recibir la dosis, destacó la importancia de generar conciencia colectiva en la sociedad, pero, sobre todo, seguridad y confianza en la vacuna.

“Es una emoción muy grande porque ha sido tan duro todo esto. Han sido muchas críticas contra esta vacuna y yo, que conozco y sé cómo han trabajado los rusos, estoy absolutamente convencido de que estamos con una de las mejores vacunas que hay en el mundo. Esto nos va a permitir estar más sólidos y poder seguir ayudando a toda la gente que está padeciendo esta tragedia porque hemos perdido mucha gente, exalumnos, colegas y familiares. Ha sido un virus impredecible con una gran capacidad destructiva que nos ha hecho mucho daño”, concluyó Pizzi.