Tranquera Abierta | Bolsa de Cereales de Córdoba | Pablo Adreani | Córdoba

Gruesa: el maíz sigue en expansión con Río Cuarto como abanderado

El cálculo de la Bolsa de Cereales de Córdoba remarca una leve ampliación de las hectáreas destinadas al cereal en la primera estimación de siembra. La superficie sería 11% superior al promedio de los últimos 5 años.

“El 2021 es el año del maíz. Estamos ante un nuevo ciclo en la economía global: el FMI proyecta un consumo mundial récord para todos los commodities, incluyendo al maíz, que este año presenta la mejor rentabilidad del último lustro”, afirmó el especialista en mercados agrícolas Pablo Adreani, durante el coloquio Todo Maíz, que se llevó a cabo online hace pocos días.

Debido a las favorables perspectivas, Adreani pronosticó una expansión del cultivo en 500.000 hectáreas adicionales en el país, para llegar a los 6,8 millones de hectáreas. En esta misma línea, algunos otros referentes hablan incluso de 7 millones de hectáreas.

Entre los motivos del crecimiento, el experto mencionó que, en parte, influyó la caída en el área triguera por la sequía que afectó al cultivo. Pero hizo foco en que “en la zona núcleo el maíz es más rentable que la soja”. Y agregó que “en regiones extra pampeanas se suma el maíz tardío, que consolida rindes promedio de hasta 9.000 kilos”, una productividad que le ha ido agregando competitividad frente a la oleaginosa.

Por eso no sorprendió que la primera estimación de área sembrada con el cereal en Córdoba, la principal provincia productora de maíz de la Argentina, diera resultados positivos en relación a la campaña previa. La Bolsa de Cereales de Córdoba destacó que “se prevé una siembra de 2.554.700 hectáreas en la provincia”, lo que representa un 1% más que el año pasado y se espera que supere en un 11% al promedio de las últimas 5 campañas”.

La entidad bursátil destacó que “actualmente la variable que más preocupa a los productores es la climática, de la cual dependen las siembras estivales que se desarrollarían en la fase La Niña según los pronósticos de IRI/CPC (International Research Institute for Climate and Society). De acuerdo con el modelo GFS (Global Forecast System) se esperan precipitaciones débiles entre el 7 y 13 de octubre, en las zonas ubicadas en el centro y sur de Córdoba”, indicó el informe de la entidad.

https://twitter.com/BCCBA/status/1313900719351705603

Por otra parte, el precio del maíz para la cosecha temprana se espera que alcance los US$ 159,5 por tonelada en abril de 2021, y para la cosecha tardía se prevén US$ 148,5 por toneladas durante julio del mismo año, representando un incremento respecto a la campaña previa del 25% y 14% respectivamente. “El mayor valor del cereal, sumado a una mejor relación insumo-producto, permitirían una rentabilidad positiva del maíz en esta campaña”, anticipó la Bolsa.

“La superficie estimada para la campaña 2020/21 representa un 32% más que el promedio histórico (2008 - 2020), y se espera que supere en un 11 % al promedio de las últimas 5 campañas. Aquellos departamentos con mayor área destinada al maíz se ubican al sur de la provincia, considerada la zona con mejores condiciones agronómicas”, indicó el informe que destaca a Río Cuarto como el departamento que más hectáreas destinará a ese cultivo en esta campaña que está comenzando.

En detalle, la Bolsa explicó que “las variables que mayor peso tienen a la hora de tomar la decisión de sembrar maíz u otro cultivo son, principalmente, la influencia climática (37%), la rentabilidad (33%), cumplir con las rotaciones adecuadas (14%)”.

Contexto climático

El estudio remarcó que en cuanto al contexto climático para la campaña 2020/21, se consultaron los modelos que muestra el IRI/CPC donde se evidencia una fase Niña durante los meses de primavera en el hemisferio sur 2020/21, y a su vez se pronostica que esta condición continúe durante el verano. Analizando desde finales de abril las temperaturas de la superficie del mar (TSM) en el Pacífico ecuatorial, se han presentado anomalías negativas con respecto a sus valores normales, y desde inicios de septiembre se han observado cambios en los patrones de viento, evidenciándose una respuesta atmosférica. Como consecuencia de dichas anomalías, se espera que la campaña se desarrolle en condiciones de la fase La Niña, con una probabilidad que supera el 70% durante el verano en el hemisferio sur.

Contexto económico

En época de siembra, debe considerarse que la relación insumo producto ha mejorado un 20% en relación con la campaña previa, tanto por el mejor precio del cereal como por la caída en el costo de insumos como el fosfato y el combustible. Con respecto al precio del cereal, trepó rápidamente en los meses previos y se espera que su valor alcance los US$ 159,5 por tonelada para abril de 2021, 25% más que en la campaña previa. Esto implicaría un precio relativo soja/maíz de 1,6, indicando que con cada tonelada de soja sería posible adquirir 1,6 toneladas de maíz. Este ratio se ubicó cerca de 1,7 en la campaña 2019/20 y a su vez se encuentra por debajo del promedio histórico, sugiriendo que el precio del cereal se ha estado fortaleciendo a comparación de la oleaginosa.

Los mejores precios del cereal y un menor costo directo por el abaratamiento de los insumos y tareas de cosecha podrían resultar en una rentabilidad positiva del 21% en el caso del maíz temprano, y del 4,4% para el maíz tardío, considerando un rendimiento histórico. “Hay que tener presente que los rendimientos utilizados surgen de promedios históricos, por lo que debe considerarse la posibilidad de que ante adversidades agrometeorológicas los rindes sean menores, y la rentabilidad se vea afectada”, finalizó el informe.

Córdoba: Primera intención de siembra de maíz 2020/21