Policiales | inseguridad | asalto | heridos

Se resistió a un asalto, se trabó en lucha con el ladrón y logró reducirlo

El violento hecho se registró en un kiosco de Isabel La Católica al 500. El comerciante recibió varios culetazos con el arma. El delincuente fue retenido por el dueño del negocio y por los vecinos hasta que llegó la policía

Un comerciante se resistió al ser asaltado en Banda Norte, se trabó en lucha con el delincuente que estaba armado, logró reducirlo, mientras que su esposa se enfrentó también con una mujer que acompañaba al ladrón, pero logró huir del negocio.

El violento episodio se registró en el kiosco “Bien de Familia”, ubicado en calle Isabel La Católica al 900.

Walter y Marcela comentaron que el miércoles a las 22 cuando se aprestaban a cerrar el negocio se llegó una pareja para cargar al teléfono celular.

“Ya en el interior del local, nos preguntaron si teníamos cigarrillos. Nos dieron un número de teléfono que no existía y cuando le muestro que no correspondía, el delincuente extrajo un arma de fuego y nos dijo que era un asalto”, comentaron.

Walter comentó que en ese momento reaccionó y se abalanzó contra el sujeto, por lo que se trabó en lucha. “En un momento me caigo y me empieza a pegar con la culata del arma de fuego en la cabeza. Ahí me di cuenta de que no tenía balas, por lo que comencé a patearlo desde el suelo hasta que pude levantar”, declaró.

Marcela agregó que mientras su esposo luchaba con el delincuente, ella comenzó a forcejear con la mujer, que se había apoderado del dinero, unas gaseosas y otros elementos del negocio.

“En un momento logró zafar y salió corriendo”, dijo, al recordar que sufrió un corte en el cuero cabelludo producto de la gresca.

En medio de los gritos, los vecinos se llegaron hasta el lugar y lograron retener al delincuente en la vereda hasta que llegó la policía.

El lugar quedó totalmente revuelto, con la mercadería esparcida por distintos rincones y el piso manchado de sangre por la violencia de la pelea entre el comerciante y el sujeto de 43 años.

Walter sufrió la peor parte con varios cortes y golpes en el rostro y en la cabeza.

El ladrón detenido fue imputado por el delito de robo calificado con el uso de arma de fuego y lesiones.

Los propietarios del comercio y el delincuente fueron asistidos en el Hospital San Antonio de Padua.

Quejas

“Nosotros estábamos internados en el Hospital y junto con nosotros estaba el delincuente. A nosotros no nos hicieron ni una radiografía y a él lo trasladaron para hacerle una tomografía”, señaló indignada la mujer.

Marcela dijo que estuvo internada hasta las 2 de la madrugada y Walter hasta la media mañana de ayer. Tras salir del Hospital debió concurrir hasta la comisaría de Banda Norte para efectuar la denuncia.

El delincuente se encuentra alojado en la alcaidía de la Unidad Departamental acusado del delito de robo calificado con el uso de arma de fuego y lesiones.

No hay novedades de la mujer. “Cuando escapaba se bajó la bufanda y se nos reía”, dijeron.

Los comerciantes señalaron que es la primera vez que son víctimas de un hecho de robo en los casi dos años que están radicados en el lugar próximo al colegio Angeles Custodios.

Reclamaron mayor presencia policial por el sector, especialmente en horario nocturno.

Asalto kiosco.jpg