Nacionales | Navidad | Alberto Fernández | temperley

En vísperas de Navidad, Alberto Fernández visitó un hogar de los curas villeros

El Presidente dijo que su compromiso es dar respuesta a través de un Estado que mejore la vida de los argentinos. El mandatario luego se dirigió a Chapadmalal para pasar la Nochebuena junto a Fabiola Yañez.

El presidente Alberto Fernández ratificó hoy su "compromiso de dar respuesta" a través de un Estado que "haga mejor" la vida de los argentinos, al visitar un hogar sostenido por los curas villeros para cobijar a personas en situación de calle, con consumos problemáticos y a víctimas de violencia, en el partido bonaerense de Temperley.

"Me llevo todo lo que me han dicho con el compromiso de dar respuesta con un Estado que haga su vida mejor", escribió el Presidente en las redes sociales, donde posteó también una serie de fotos y un video junto a niños, jóvenes y mujeres que expresaron: "Feliz Navidad para todos".

Se trata de la asociación civil ´No seas pavote´, "que articula con los Hogares de Cristo de los curas villeros", según detalló Fernández.

https://twitter.com/alferdez/status/1474439724781559810

"Llevan adelante la noble y urgente tarea de atender y acompañar a personas en situación de calle, consumo problemático y a víctimas de violencia", destacó el jefe de Estado.

Además, subrayó que desde esa organización se sostiene, "entre otros espacios, la casa Teresita donde alojan mujeres, niñas y niños en situación de violencia de género".

Con esta actividad, el Presidente transcurrió las horas previas a la celebración de la Navidad.

A Chapadmalal

Tras la visita a este hogar, Fernández arribó a la ciudad de Mar del Plata, desde donde se trasladó en helicóptero hacia la residencia oficial de la localidad balnearia de Chapadmalal, donde permanecerá durante la celebración de Nochebuena y Navidad, acompañado por la primera dama Fabiola Yáñez.

Pasadas las 16, Fernández arribó en un vuelo al aeropuerto internacional Astor Piazzolla de la ciudad de Mar del Plata, desde donde se trasladó hacia la residencia presidencial, situada a 25 kilómetros al sur de la ciudad balnearia.