Rostros y Rastros | pagos | Digital | Banco Central de la República Argentina

Expertos y aprendices del pago on-line

La pandemia aceleró procesos e instancias que antes parecían rarezas. Algunas modalidades serán provisorias, otras conviven en sistemas paralelos, sin embargo muchas vinieron para quedarse y reemplazar modos que hoy parecen de otra era.

Entre soluciones tecnológicas y menos contacto aprendimos modalidades virtuales, digitales y on-line que sin la pandemia aun nos estaríamos preguntando cómo funcionan.

La billetera digital se basa en realizar pagos y transacciones financieras de manera electrónica. Una modalidad que permitió fomentar la inclusión financiera y simplificar la vida de clientes bancarios. La entidad financiera lo puso a disposición de todos sus clientes.

https://twitter.com/BancoCentral_AR/status/1335227050085511174

Las fintech escalaron peldaños sin precedentes. Son empresas que usan la tecnología para prestar servicios financieros privados, sin necesidad de estar vinculado a un banco tal como lo conocemos. En este tiempo sumaron propuestas innovadoras para realizar depósitos, descuentos remotos de cheques a través de web o celular. Algunas sumaron el Legajo Digital, que facilita la guarda de la documentación del cliente en un único repositorio digital para unificar y simplificar la administración de esta información. De esta manera contribuyeron a generar un proceso 100% digital desde su inicio y ahorro de costos mensurables y escalables.

El Ticket Digital es una solución para guardar copia digital de los rollos de cinta testigos de cajas, evitando imprimirlos generando ahorro de costos de guarda de base de datos para incorporar como input de desarrollos de Big Data.

El pago con QR se instaló con el plan Transferencias 3.0, que busca impulsar los pagos con esos códigos de manera más favorables para los comercios, por ejemplo una comisión del 0,8% y la acreditación inmediata de los fondos. Con la llegada de la “interoperabilidad”: todos los códigos QR deberán recibir pagos de todas las billeteras electrónicas, tanto de fintech como de bancos. El consumidor no notará cambios en lo inmediato y, lo más importante, no tiene que hacer nada. La filosofía del nuevo sistema espera que saque su celular y elija con qué aplicación pagar. Sin dudas, la opción de pagar con QR paulatinamente comenzará a crecer. En diciembre de 2021 la interoperabilidad será obligatoria.