Río Cuarto | Presupuesto | Moyano | ayudas económicas

Por falta de presupuesto, la UNRC entregó casi 180 becas menos que el año pasado

Bajó de 800 en 2021 a 622 en 2022, debido a que la oposición bloqueó la normativa en el Congreso. Ahora aguardan un refuerzo para incrementar los montos vigentes que, por la inflación, quedaron retrasados

Las becas que otorga la Universidad Nacional de Río Cuarto se vieron reducidas debido a que el Congreso Nacional no aprobó el Presupuesto 2022, por lo que los fondos que se pueden destinar a este tipo de ayudas económicas son los mismos del año pasado, a pesar del avance de la inflación. De esta forma, los beneficiarios cayeron de 800 a 622.

Fernando Moyano, secretario de Bienestar de la casa de altos estudios, dijo a Puntal que están aguardando la llegada de nuevas partidas para tratar de incrementar los montos y la cantidad de planes.

“Tenemos 611 becas de ayuda económica de $ 10 mil y 11 de discapacidad de $ 14 mil. Además, contamos con alojamientos en nuestras residencias y en las de los municipios. En total, son 340 plazas”, precisó Moyano.

“Los montos de las becas son los mismos del año pasado. Como no tenemos un presupuesto mayor, se complica aumentar el monto de la beca o la cantidad de becas. La cantidad de beneficiarios ha bajado. El año pasado teníamos 800 becas, pero subieron el monto y nos quedamos sin presupuesto para más”, indicó.

“Estamos necesitando aumentar la cantidad de becas y los montos. Esta es la primera vez que nos pasa desde que estamos en la gestión, aunque ya ocurrió hace un tiempo, durante uno de los gobiernos de Cristina Fernández, cuando la oposición tampoco aprobó el Presupuesto”, recordó.

Otras

opciones

Más allá de las becas económicas y de las residencias universitarias, la UNRC cuenta con otras alternativas para brindar ayuda a los estudiantes de más bajos recursos.

“Contamos con el menú estudiantil, que hoy está en $ 75 para estudiantes y $ 150 para docentes y no docentes. Evidentemente, en el corto plazo deberemos aplicar un aumento porque los costos han subido mucho. Después, contamos con la posibilidad de que los chicos se hagan estudios médicos y que consigan lentes gratis”, enumeró Moyano.

A todo esto, el secretario de Bienestar sostuvo que este año se ha visto, a diferencia de otros, una gran urgencia por acceder a una de las residencias estudiantiles.

“Vimos mucha necesidad de urgencia para venir a alojarse. Las becas de alojamiento tuvieron gran demanda. Muchos chicos venían con lo puesto”, remarcó el funcionario.