El Instituto de Protección Ambiental y Animal de la Municipalidad de Córdoba clausuró de manera preventiva la Clínica Chutro, por el arrojo de residuos sólidos urbanos y patógenos en la vía pública. Fueron los vecinos los que se toparon con jeringas, apósitos, pañales usados, gazas y demás elementos en la calzada de la Avenida Colón, frente a un contenedor, y realizaron la denuncia correspondiente.

Los residuos patógenos peligran la salubridad pública. Es obligación de todo establecimiento médico contar con servicios de transporte especializados para este tipo de desechos, como así también de los sólidos urbanos para su tratamiento de disposición final específico.

De ninguna manera pueden ser mezclados ambos tipos de residuos, ni disponerlos en los contenedores para el retiro de las empresas de recolección domiciliaria.

Dada la gravedad de la situación, el Instituto de Protección Ambiental y Animal dispuso la inmediata clausura preventiva del establecimiento.