Un hecho inédito se dio en el último remate de hacienda organizado por la firma Alfredo S. Mondino en la que de un martillazo se vendieron 1.700 vacunos provenientes de Huinca Renancó y que fueron adquiridos por un frigorífico después de disputar la compra con otras dos firmas de la industria cárnica.

“Era una tropa inusual de ver y más que se haya vendido a un solo comprador, que en este caso fue un frigorífico. Nos dejó muy contentos por la confianza del vendedor de esa hacienda y también la del comprador”, explicó el responsable de bajar el martillo, Roberto Mondino.

La firma Alfredo S. Mondino remato de un solo martillazo 1700 novillos.

“Era hacienda de la familia Leiva, muy buenos animales, una tropa de novillos que mostraba la inversión en genética permanente que hacen, es de lo mejor que se puede conseguir. Y por eso se corrieron 3 frigoríficos y uno de ellos se llevó la tropa. Eso marca también lo firme que está la exportación”, advirtió Mondino quien explicó que se trata de animales que van a encierre por 60 o 70 días y de ahí a los mercados mundiales. “El mercado está firme. En momentos de movimiento cambiario e incertidumbre, comprar hacienda deja tranquilo al productor”, finalizó.