La damnificada, de 64 años, recibió asistencia de Bomberos Voluntarios y un servicio de ambulancia que llegó al domicilio de calle Werfil Piñeiro al 1100 donde se encendió la alarma minutos antes de las 20.

Las llamas, que alcanzaron parte de una habitación, pudieron ser controladas rápidamente antes que pudieran extenderse a otros sectores de la casa. Las causas del fuego no habían sido determinadas.

las más leídas