Deportes | Calleri | AMBA | tenis

Calleri se mostró preocupado por la demora del regreso del tenis en el AMBA

El riocuartense, presidente de la AAT, remarcó que es un rubro que necesita activarse y que ya a regresado en otras provincias

El presidente de la Asociación Argentina de Tenis, Agustín Calleri, aseguró que recibió "con preocupación el anuncio oficial de la demora del regreso del tenis" en el Área Metropolitana de Buenos Aires (AMBA), a la vez que señaló que "los profesores necesitan trabajar" y la industria de este deporte "volver a reactivarse".

"Recibimos con preocupación el anuncio oficial de la demora del regreso del tenis en el AMBA. Es un territorio donde muchas familias viven del tenis. Los profesores necesitan trabajar, los clubes necesitan abrir sus puertas. La industria del tenis se tiene que volver a reactivar", expresó.

A través de un video que publicó en su cuenta oficial de la red social Instagram añadió: "Ya en más de 20 provincias se está jugando al tenis en forma segura y siguiendo nuestro protocolo que hace más de tres meses les hemos presentado a las autoridades nacionales y que están autorizados por el Ministerio de Salud de la Nación".

"Por eso no entendemos las declaraciones del ministro de Salud de la Provincia de Buenos Aires, el doctor (Daniel) Gollán, interpretando que nuestra actividad es riesgosa. Confunde a la gente", aseveró Calleri acerca de los dichos del funcionario en relación a la actividad.

Gollán había señalado que "todo jugador se seca la nariz con la mano, toca la pelota y después va al otro jugador", mientras que además habló de alcanzapelotas, pero estos no existen en el contexto de los clubes.

En tanto, el presidente de la Asociación Argentina de Tenis indicó de una manera enfática: "Hacemos un llamado a las autoridades: que revean, que el tenis es un rubro que necesita activarse".

"Han reactivado muchas actividades más riesgosas que el tenis. Por eso queremos que revean la decisión y que entiendan que hay muchas familias que dependen del tenis", culminó Calleri.