Policiales | condena | Bahía Blanca | Justicia

Por un robo en Bahía Blanca, cayó el preso que había escapado de la cárcel

Cristian Parra, quien había desertado del Establecimiento Penitenciario 6 en junio, fue detenido junto a una banda el fin de semana pasado. Ahora debe responder ante la Justicia bonaerense por los nuevos delitos que cometió

La Justicia bonaerense recapturó a Cristian Parra, el preso que desertó del Establecimiento Penitenciario 6 de Río Cuarto a principios de junio de este año, y que tenía un pedido de detención en todo el país. Lo atraparon por haber participado de un robo en banda.

Parra, el interno rionegrino de 42 años al que le faltaba purgar un año de condena cuando abandonó el área de pre-egreso de la cárcel local, cayó por el robo de automóvil con tres cómplices. El hecho delictivo se materializó en la ciudad de Carmen de Patagones días pasados, pero la detención se produjo en uno de los accesos a Bahía Blanca el domingo último, después de un seguimiento exhaustivo a la organización delictiva.

La novedad llegó el domingo al Juzgado de Ejecución Penal de los tribunales locales, después de que las autoridades consultaran el sistema y comprobaran que estaba vigente el pedido de captura emitido por la Justicia local.

"El domingo nos comunicaron desde un juzgado de Bahía Blanca que fue habido el sujeto que había desertado de la cárcel local. Fue capturado en oportunidad en que se encontraba cometiendo un delito: había estado intentando robar un vehículo, aunque por la intervención de la policía esto se puedo evitar. Este sujeto venía haciendo de ‘campana’ en el robo", apuntó el juez de Ejecución Penal, Gustavo Echenique.

Identificaciones adulteradas

"Se verificó también que el número de chasis del vehículo en el que venía circulando era apócrifo, además de que tenía una licencia de conducir con su foto pero que pertenecía a otra persona. Se le imputó robo agravado y también estos dos últimos hechos", indicó el magistrado local.

Ahora, no está del todo claro qué pasará con Parra. Por un lado, le queda tiempo de condena por cumplir en la cárcel local y, por el otro, es requerido por la Justicia bonaerense a raíz de sus nuevos delitos.

Consultado al respecto, el juez Echenique señaló que una vez se complete la investigación pendiente en Bahía Blanca, se plantean dos posibilidades. Si el caso no es elevado a juicio en la provincia de Buenos Aires o si deciden su libertad, pedirá que se lo traslade a la cárcel local para que termine de purgar su condena. En cambio, si la causa llega a juicio, seguirá en la provincia de Buenos Aires y se le deberán unificar las condenas.

Cristian Parra (42) desertó el área de pre-egreso de la cárcel local, donde purgaba la última parte de su condena: le faltaba un año para saldar su deuda con la Justicia, a partir de una condena por robo calificado por uso de arma de fuego y encubrimiento.

La deserción no se castiga

El juez de Ejecución Penal explicó que, técnicamente, la conducta no es considerada como delito, porque "lo que él hizo fue una deserción y no una fuga, porque para que eso ocurra deben existir barreras que separen de la libertad" y no es el caso de la casa de pre-egreso.