Río Cuarto | controversia | Concejo Deliberante | Banda Norte

Tras una controversia, votan la cesión de 35 mil metros para el Centro 12

Se trata de un convenio con Guadalupe Jorba, que debía entregar 19 mil metros y aceptó llevar la cifra a 35 mil. Pero ese plus le queda como crédito para usarlo en otro emprendimiento que tenga en la ciudad

Pocas horas después de que el intendente Juan Manuel Llamosas anunciara la construcción del Polideportivo N° 12 en Banda Norte, el Concejo Deliberante aprobó por unanimidad un convenio urbanístico que en un principio generó controversia. Se trata de la cesión de 35 mil metros de terreno que pertenecen a María Guadalupe Jorba, que reside en España, y que están ubicados en las manzanas situadas entre las calles Roberto Payró, Paul Harris, Perú y las vías del ferrocarril.

En el expediente se consigna que, como no existía un terreno público que tuviera las características y las dimensiones del que se necesita para el Centro 12, se identificaron las dos grandes parcelas de Guadalupe Jorba y se propuso un convenio. “Todo fraccionamiento de tierra para una superficie mayor de 5.000 metros debe estar acompañado obligatoriamente de una donación al Municipio. En este caso, se debía ceder un máximo de 19 mil metros. Nosotros pedimos que la cifra llegara hasta los 35 mil metros”, detalló MartínCantoro, secretario de Obras Públicas.

A Jorba le quedaron a favor, entonces, 16 mil metros. El convenio firmado establece que la mujer tendrá ese crédito a su favor y que los metros cuadrados de más podrán ser “compensados a futuro en algún otro emprendimiento que el iniciador proponga en otro sector de la ciudad”.

La controversia se generó por la vaguedad del convenio. La oposición reclamó que se incluyeran precisiones en la letra del acuerdo: por ejemplo, existía la sospecha de que la propietaria podía ceder terrenos de un valor pero utilizar como compensación un loteo significativamente más valioso.

Desde la Municipalidad señalan que al momento de que la mujer pretenda usar su crédito va a realizarse una valuación para determinar que los terrenos sean equivalentes. Sin embargo, ese paso formal no aparece en el convenio. Además, otra sospecha era que, al ser Ernesto Jorba el apoderado enArgentina de Guadalupe, pudiera usarse ese crédito para, por ejemplo, la urbanización prevista en la zona del Golf.

Desde el gobierno negaron terminantemente que existiera esa posibilidad. “El loteo del Golf es de propiedad del RíoCuarto Golf Club. En este caso el convenio es en virtud de una tierra que es de la señora Jorba. No tienen relación. Pero, además, en el convenio se consigna expresamente que la utilización del crédito sólo podrá ser realizada por Guadalupe Jorba;no se trata de un derecho transferible”, manifestó Cantoro.

Como existían dudas en la oposición, ayer, antes de la aprobación, se incorporó información adicional en el expediente que consigna que los terrenos que podrá usar Jorba para la compensación son los que la mujer tiene en un sector del Abilene. Si bien la letra del convenio no se modificó, en el expediente consta que sólo allí la propietaria podrá usar más tierras de lo que normalmente puede hacerse en una urbanización.

La cuestión de los convenios urbanísticos ha generado movimiento en el ConcejoDeliberante. En un solo día, el 7 de diciembre, ingresó una media docena de expedientes de ese tipo y, además, la modificación del Plan Urbano.

Ayer también estaba en condiciones de ser tratado un expediente que se refiere a un edificio de la empresa Pedrueza y que no obtuvo la adhesión necesaria ni siquiera en el oficialismo. Por lo tanto, esos proyectos y la reforma del Código Urbano pasarían directamente para las sesiones del año próximo.