Policiales | crimen | Emiliano Véliz | investigación

Crimen de Véliz: habría disparado el joven de 22 años y el otro era campana

Es la hipótesis que maneja el fiscal Daniel Miralles sobre la participación de los dos sospechosos. Adelantó que los indagará en el transcurso de esta semana, pero no detalló la fecha. Confían en que el caso estaría esclarecido

De acuerdo con el fiscal Daniel Miralles, está encaminada la investigación del crimen de Emiliano Véliz, ocurrido hace 10 días en el barrio Castelli. El magistrado confía en que el caso está esclarecido, al menos con el grado de probabilidad que se exige para esta etapa de la pesquisa. En este marco, la principal hipótesis es que el joven de 22 años sería quien asaltó el Rapipago y efectuó el disparo que le terminó costando la vida al comerciante.

Miralles detalló que ambos detenidos tienen antecedentes penales por diferentes delitos.

Por otro lado, sostuvo que, “con la prueba que se reunió en el transcurso de la semana pasada, sobre todo de base testimonial, hubo motivo suficiente como para entender -con el grado de probabilidad en esta etapa del proceso- que podía procederse a su detención”.

Los dos sospechosos son considerados coautores de homicidio en ocasión de robo, agravado por el uso de arma de fuego.

Sin embargo, los roles de cada uno de los presuntos autores del asalto estarían bien diferenciados.

En este sentido, el magistrado detalló: “Todo indica que uno de ellos estaba en la vía pública, en moto, y el restante había ingresado al local comercial. El joven de 18 años es quien estaba en la moto y el de 22 años sería quien ingresó al Rapipago”.

Todo indica que uno de ellos estaba en la vía pública, en moto, y el restante había ingresado al local comercial. El joven de 18 años es quien estaba en la moto y el de 22 años sería quien ingresó al Rapipago Todo indica que uno de ellos estaba en la vía pública, en moto, y el restante había ingresado al local comercial. El joven de 18 años es quien estaba en la moto y el de 22 años sería quien ingresó al Rapipago

Por el momento, los dos sospechosos están alojados en la Alcaidía de la Jefatura de Policía.

Por otro lado, Miralles detalló que el siguiente paso procesal es la citación a los imputados para que puedan defenderse.

“Lo primero que hay que hacer es receptarles declaración indagatoria. Luego de eso, comienza un plazo de 10 días y allí se debe evaluar si se sostiene la medida de coerción con la prisión preventiva”, explicó.

De todos modos, aclaró que todavía no hay fecha para la indagatoria, que “seguramente sea en el transcurso esta semana”.

En otro orden de cosas, el fiscal dijo que la indagatoria abre la posibilidad al acusado de ejercer “una activa participación” tanto en esa instancia como en cualquier otro momento del proceso.

“Todo lo que aporten que pueda beneficiarlos será tenido en cuenta y se hará una comparación o se contrarrestará con la prueba de cargo que tiene prueba de eso, que se llama un prueba de descargo”.

¿Con estas detenciones y la orientación que tomaba la investigación de alguna manera está esclarecido el hecho?

Hasta el momento -por eso se ha dispuesto en la medida de coerción- con los elementos que fueron reuniendo se alcanza el grado de probabilidad para el dictado de tal medida. Hay una sostenida sospecha de la participación de ellos en el hecho.