Policiales | cuerpo | Américo Guillermo González | Berrotarán

Hallan el cuerpo de González enterrado y fragmentado en el patio de una casa

Una mujer de 40 años fue detenida tras el allanamiento de su vivienda. Se trata de una exempleada doméstica del hombre desaparecido en junio pasado. Estaba seccionado en tres, debajo de un piso de cemento

Horror en Berrotarán. Hallaron el cuerpo de Américo Guillermo González, de 72 años en el fondo de un patio, debajo de un piso de cemento, en la casa de su exempleada doméstica, quien fue detenida por el macabro hecho.

González se encontraba enterrado en el fondo de un patio de unos 40 por 10 metros, debajo de un piso de cemento de unos 3 centímetros y arriba se había construido un horno, en el domicilio ubicado en calle España 124, a unas tres cuadras de la vivienda del hombre que había desaparecido el 19 de junio pasado.

La investigación en los últimos días giró hacia Marcela Alejandra Zabala, de 49 años, tras determinar que había mensajes y llamados telefónicos entre González y la ahora detenida e imputada del delito de homicidio simple.

Un perro detector de personas de bomberos de Río Tercero ingresó a la vivienda y señaló el punto donde podía estar enterrado González. De esta forma, se inició la excavación por parte del personal del DUAR Río Cuarto, y a una profundidad de 30 centímetros fue encontrado el cadáver que estaba fragmentado en tres partes. También estaban enterrados un machete, un martillo y un bisturí.

Fuentes de la investigación indicaron que en el lugar estaba el reloj de la víctima.

Zabala, al momento del inicio del procedimiento, no se encontraba en su domicilio, ya que trabaja en la localidad de Villa Rumipal. Ni bien se hizo presente en el lugar quedó detenida, por directivas del fiscal de Instrucción de Cuarto Turno, Daniel Miralles.

La detenida fue trasladada a la ciudad de Córdoba.

Los investigadores no descartan la participación de otras personas en el macabro hecho, que conmueve por estas horas a los vecinos de Berrotarán.

Por el momento la imputación contra Zabala es homicidio simple, aunque podría modificarse de acuerdo a la autopsia que se practicará en las próximas horas.

Además de la autopsia se realizará el ADN para determinar que el cuerpo enterrado pertenece al hombre desaparecido hace cien días.

En el lugar trabajaron efectivos de la División Investigaciones Operativas dependiente de Policía Judicial de la provincia de Córdoba, División investigaciones de la Departamental Río Cuarto, bomberos de Río Tercero con la división canes, DUAR delegación Río Cuarto, Policía Científica de nuestra ciudad y policía de la comisaría de Berrotarán con el aporte del médico forense de Río Cuarto.

El fiscal Miralles se hizo presente en la vivienda del horror, al igual que el segundo jefe de la Departamental, Hernán Etcheverry.