Arquitectura | mesa | Centro | espacio

Cómo elegir la mesa de centro perfecta para tu living

De madera, hierro, lacada, redonda, la mesa de centro es un mueble imprescindible en nuestro living.  Hoy te contamos qué debés tener en cuenta para elegir la tuya.

La mesa de centro no suele ser el primer elemento en el que pensamos cuando amoblamos nuestro hogar, sin embargo, es una pieza fundamental en la decoración de tu living. Es un mueble básico en el salón y ocupa uno de los lugares más destacados de la casa, por eso nos tenemos que asegurar de elegir la pieza que mejor se adapte a nuestro espacio y estilo.

A la hora de elegirla, es importante que no sólo se vea bien, sino que sea funcional y se acomode a tu estilo y al resto de los elementos del espacio. Además, tu forma de vida también influye en la elección, por ejemplo: si tenés niños, seguramente necesitarás una mesa que no sea de vidrio distinto a si en tu casa viven sólo adultos en donde podés optar por opciones de diseño, mesas angulosas o de cristal.

Qué tener en cuenta para elegir la mesa de centro

Las medidas de la mesa de centro van en directa relación con las medidas de tu sillón. Es importante que ambos elementos se vean armónicos y estén a la distancia correcta.

- Es conveniente que la mesa tenga la misma altura que los asientos que la rodean y al menos una separación de unos 45 centímetros del sillón.

Las mesas redondas son ideales para aquellos livings amplios - Imagen Pinterest.jpg
Las mesas redondas son ideales para aquellos livings amplios - Imagen Pinterest

Las mesas redondas son ideales para aquellos livings amplios - Imagen Pinterest

- Respecto de la televisión o de los aparatos de música, debe haber al menos 80 centímetros de separación.

- El ancho de la mesa de centro debe ser igual a 1/2 o bien 2/3 del largo del sillón, pero no llegar a ser del mismo tamaño ni más grande.

- La distancia entre ambos muebles debe de ser entre 40 a 45 centímetros.

Lo novedoso, dos mesas

La tendencia en interiorismo nos viene mostrando lo bien que quedan dos mesas de centro en desnivel. Son la tendencia en estos días por ser estilosas y originales. La ventaja de tener dos o más mesas pequeñas es que podrás moverlas según necesites, por ejemplo, dejar una al medio y trasladar la otra hacia el costado como mesa lateral.

Si querés una mesa clásica que resista el paso de los años y de las modas, optá por una básica de madera sólida. Si querés una mesa clásica que resista el paso de los años y de las modas, optá por una básica de madera sólida.

Sin embargo, el hecho de que sean tendencia no significa que puedan ir en cualquier salón. Si tu ambiente es pequeño, es una buena opción para incorporar, ya que destacará en tu living sin ocupar mayor espacio. En caso de que tu salón sea grande, podés optar por diseños más amplios o bien ubicarlas a un costado y que funcionen como mesas auxiliares. Podés también elegir dos mesas similares, pero de diferente altura y sobreponerlas, o dos gemelas que podés poner una al lado de la otra. Esta última alternativa se verá muy elegante. Al ser tan novedosas y originales este dúo destacará en donde sea que las coloques.

La forma

Si bien las favoritas son las rectangulares, también existen ovaladas y redondas. Las rectangulares son la opción más recurrente, funcionarán muy bien si tu living es alargado y estrecho. Son ideales para espacios pequeños, ya que demarcarán muy bien el sector y te ayudará a crear espacios definidos. Las redondas son ideales para aquellos livings amplios y de forma cuadrada, ya que le darán dinamismo y textura al espacio. Otra buena idea es poner 2 o más mesas redondas pequeñas en el centro para hacer una sola mesa de centro escalonada.

Para un diseño moderno, optá por una mesa de acero y cristal - Imagen Pinterest.jpg
Para un diseño moderno, optá por una mesa de acero y cristal - Imagen Pinterest

Para un diseño moderno, optá por una mesa de acero y cristal - Imagen Pinterest

Por otro lado, las ovaladas son un diseño más novedoso y además suavizan el look de tu living. Esta forma ayudará a crear espacios relajados, con lindos e interesantes contrastes con el resto de los muebles de líneas rectas.

El material

Es una de las características más importantes a la hora de definir su durabilidad. La madera es un material resistente y que se adapta a varios estilos decorativos.

La madera, es un material resistente y que se adapta a varios estilos decorativos - Imagen El Mueble.jpg
La madera, es un material resistente y que se adapta a varios estilos decorativos - Imagen El Mueble

La madera, es un material resistente y que se adapta a varios estilos decorativos - Imagen El Mueble

Si preferís algo más de tendencia, los metales o los vidrios son una buena alternativa. El cristal o vidrio también es perfecto si no querés que tu mesa ocupe mucho espacio visual. Te dará mayor amplitud y además te permitirá exhibir tus alfombras. El mármol o granito es otro material presente en las mesas de centro, usalo para conseguir un espacio sobrio y elegante, mezclado con fierro negro o detalles en dorado se verá espectacular.

POR JULIETA VARRONI

LIC. EN DISEÑO Y PRODUCCIÓN DE IMÁGENES