Policiales | Narcolavado | Claudio Torres | juicio

Penas de entre 3 y 5 años para los 18 condenados por el narcolavado

El Tribunal Oral Federal N° 2 de Córdoba, en un juicio abreviado, fijó cuatro años y diez meses de prisión para el exjefe de Investigaciones de la Policía, subcomisario Gustavo Oyarzábal. La causa se aceleró con el crimen de Torres

En un juicio abreviado, la Justicia Federal de Córdoba condenó a 18 involucrados en la denominada causa de narcolavado que se inició en 2014, pero se profundizó en 2019, tras el crimen de Claudio Torres de ocho disparos a la salida de su casa en barrio Fénix.

El Tribunal Oral Federal N° 2 de la capital provincial, integrado por José Fabián Asís, María Noel Costa y Julián Falcucci, estableció penas de entre 3 años y 5 años, con el decomiso de los bienes secuestrados durante la investigación por lavado de dinero producto del narcotráfico que llevó adelante el juez federal de Río Cuarto, Carlos Ochoa.

Entre los condenados se encuentra el exjefe de Investigaciones de la Unidad Departamental de Policia de Río Cuarto, subcomisario retirado Gustavo Oyarzábal, que recibió un pena de cuatro años y diez meses de prisión por considerarlo partícipe necesario penalmente responsable del delito de asociación ilícita en dos hechos. Además fue inhabilitado para ejercer la función pública por siete años.

El juicio abreviado, prácticamente con las mismas penas que había acordado el fiscal Carlos Gonella con los abogados de los imputados, dispuso multas de hasta 25 millones de pesos para los responsables de la organización delictiva y el decomiso de 28 autos de alta gama, tres departamentos, dos casas, un complejo de cabañas en Alpa Corral y otros numerosos bienes que quedarán ahora en la órbita de la Agencia de Administración de Bienes del Estado.

Los condenados habían admitido la responsabilidad de los hechos y como establece el Código Procesal Penal de la Nación, en el artículo 431 bis, se conoció ayer la sentencia en un juicio abreviado bajo la calificación asociación ilícita, en lugar de “organización y financiamiento” de actividades propias del narcotráfico.

Condenados

Mariano Martín Rivarola, de 42 años, fue encontrado culpable como coautor penalmente responsable del delito de asociación ilícita, en concurso real con el delito de lavado de activos agravado por la habitualidad en calidad de autor con una pena de cinco años de prisión. La pena fue unificada con la sentencia dictada por la Cámara en lo Criminal y Correccional de la ciudad de San Francisco el 28 de diciembre de 2018 que lo condenó a la pena de cinco años.

En consecuencia, recibió una pena de prisión de cinco años y cuatro meses y una multa ocho millones de pesos.

En el caso de Andrés Hernán Rivarola, de 58 años, recibió una condena de cuatro años y un mes por el delito de lavado de activos en cuatro hechos y una pena de 27 millones de pesos. Fue absuelto del delito de organización y financiamiento de actividades propias del narcotráfico en calidad de coautor por falta de acusación fiscal.

El Tribunal Oral Federal N° 2 consideró a Gabriel Bossi, de 44 años, coautor miembro penalmente responsable del delito de asociación ilícita, en concurso real con el delito de lavado de activos agravado por la habitualidad en calidad de autor, y lo condenó a la pena de cuatro años y diez meses.

Al unificarse una causa de la Cámara en lo Criminal de Segunda Nominación de nuestra ciudad de Río Cuarto de 2015, que había fijado una pena de tres años y seis meses de prisión, deberá cumplir cinco años de cárcel más una multa de más de cinco millones de pesos.

Los jueces federales establecieron una condena de cinco años y ocho meses para Cristian Fabián Ortiz, de 44 años, por considerarlo coautor del delito de asociación ilícita con lavado de activos agravado por la habitualidad en calidad de autor y coautor de los delitos de encubrimiento y uso de instrumento público falso destinado a acreditar la habilitación para circular automotores y falsificación de documento destinado a acreditar la identidad en calidad de partícipe necesario.

La pena se unificó una sentencia dictada por el Tribunal Oral en lo Criminal Federal Nº 1 de la ciudad de Córdoba de diciembre del año pasado, cuando recibió cuatro años de prisión. Además, se le fijó una multa de dos millones de pesos.

Cristian Andrés Berti, de 47 años, recibió una pena de cuatro años de prisión por considerarlo partícipe necesario del delito de asociación ilícita y lavado de activos en calidad de autor. Deberá abonar más de tres millones de pesos de multa.

Jonathan Jesús Monserrat, de 32 años, fue considerado responsable del delito de asociación ilícita y lavado de activos en calidad de partícipe necesario. Recibió una condena de cuatro años, con una multa de 25,6 millones de pesos.

El Tribunal Oral Federal N° 2 estableció una pena de cuatro años de cárcel para Jonathan Nicolás Becerra, 29 años, por el delito de asociación ilícita y lavado de activos en calidad de partícipe necesario. La sanción económica fue de 19,5 millones de pesos.

Cristian Andrés Schiaroli, de 37 años, fue encontrado culpable del delito de asociación ilícita y lavado de activos en calidad de partícipe necesario, por lo que se le fijó una pena de cuatro años y una multa de 9,5 millones de pesos.

Pareja e hijo

La pareja de Ortiz, Gabriela Sueli Suárez, de 29 años, fue encontrada culpable por ser partícipe necesaria de asociación ilícita y lavado de activos en calidad de partícipe necesaria. Recibió una condena de cuatro años y una pena de 12,5 millones de pesos.

También recibió una pena de tres años de ejecución condicional el hijo del “zar de la droga”, Franco Maximiliano Soffli, de 28 años, al considerarlo partícipe necesario del delito de asociación ilícita y lavado de activos. En este caso, la multa fijada es de 5,5 millones de pesos.

En la resolución, los jueces federales establecieron una pena de tres años de ejecución condicional para Jorge Luis Etcharren, de 45 años, al considerarlo partícipe necesario de asociación ilícita y lavado de activos en calidad de autor, con una multa de 2,6 millones de pesos.

En el caso del Samuel Marcelino Mansilla, de 44 años, fue sancionado por partícipe del delito de asociación ilícita a la pena de tres años de prisión. La condena fue unificada con la sentencia dictada en 2008 por la Cámara en lo Penal de la ciudad de Puerto Madryn a la pena de 12 años de prisión. Se aclaró que seguirá manteniendo el beneficio de la libertad condicional.

En tanto, Mariano Nicolás Peirano, de 29 años, fue condenado como partícipe secundario penalmente responsable del delito de asociación ilícita con una pena de dos años y seis meses de prisión.

María Luz Montoya, de 25 años, recibió la misma condena que su pareja, Peirano, por considerarla partícipe secundaria del delito de asociación ilícita.

En el caso de Tatiana Ayelén Gallo, de 32 años, recibió una pena de tres años por partícipe necesaria del delito de lavado de activos. También una pena de cinco millones de pesos.

Mario César Battistini, de 43 años, fue condenado por el delito de lavado de activos con tres años de prisión y una multa de 7,6 millones de pesos.

Jonathan Daniel Palacios, de 39 años, fue condenado a tres años de prisión por asociación ilícita y una multa de 90 mil pesos.

Palacios había recuperado la libertad el pasado 28 de abril, pero anoche fue detenido ante la imputación del fiscal Fernando Moine por el crimen de Torres, como partícipe necesario del delito de homicidio doblemente calificado por precio o promesa remuneratoria y alevosía y tentativa de homicidio calificado por alevosía en perjuicio de Gustavo Salinas.