El jefe del bloque de Cambiemos, Carlos Ordóñez, cuestionó al gobierno municipal por los controles que se están realizando en las rutas en el marco de la pandemia del coronavirus. En realidad, indicó que no se están haciendo como el Ejecutivo asegura y que se asemejan a “un colador”.

“El gobierno municipal ha tenido un discurso en la pública pero en los hechos concretos ha sido todo lo contrario. La semana pasada nuestro bloque hizo públicas imágenes donde demostrábamos que uno de los ingresos más importantes no estaba siendo controlado en horarios pico. Entonces, por un lado escuchamos a los secretarios y al intendente diciendo que los controles se están realizando cuando en los hechos no se realizan. Estamos hablando de la ruta 158”, dijo Ordóñez.

Y agregó: “Lo primero que tiene que hacer el gobierno municipal es decir la verdad. No sé si los funcionarios no se llegan a los lugares donde dicen que están los controles o si hay una dirritmia en cuanto a la información que le llega al intendente con respecto a los hechos concretos. Hoy (por ayer) hemos tenido un caso de un taxi que ha venido de otra ciudad y ha ingresado a Río Cuarto no solamente a través de los accesos sino que ha llegado hasta el centro sin ningún freno. Algo está fallando”.

Ordóñez indicó que los funcionarios no deberían enojarse sino mejorar los controles. “Tienen que poner la lupa ahí porque entendemos que los controles se parecen más a un colador que a un operativo efectivo destinado a mantener los logros que hemos obtenido los riocuartenses. De qué nos sirve haber hecho un esfuerzo tan grande para que no haya casos de Covid si los ingresos ahora no están siendo controlados. Eso estaría generando el riesgo de que ingresen a la ciudad casos potenciales de Covid”, dijo.

Ordóñez indicó que si los accesos no se refuerzan, entonces, se corre el riesgo de perder lo que se consiguió. “Si tuviésemos los ingresos cuidados, podríamos seguir siendo beneficiarios de que cada vez haya más actividades flexibilizadas. La semana pasada hemos tenido en el Concejo una gran manifestación de los gimnasios que vinieron a pedir para poder abrir. Y si no controlamos los accesos todos los logros van a ir a parar a saco roto”, planteó el jefe del bloque de concejales de la oposición.

Ordóñez además señaló que su bancada presentó un proyecto para que la Municipalidad les pague el bono de 5.000 pesos durante los meses de marzo, abril, mayo y junio a los agentes que han estado abocados a la atención de la pandemia.

“Ya habíamos pedido que les paguen en una sola cuota el aguinaldo. Ahora también mantuvimos charlas con los empleados que nos manifestaban que no han recibido el bono que otorgó el gobierno nacional para todos los efectores de salud. A partir de esa situación hemos elaborado un proyecto que le pide al Ejecutivo municipal que haga efectivo el pago de ese bono. Existe una ordenanza que creó un fondo de emergencia con el que cuenta el gobierno para hacer frente a las erogaciones que van surgiendo en el marco de la lucha contra el Covid”, manifestó Ordóñez.

El concejal de Cambiemos planteó que en muchas ciudades los propios municipios han encarado con recursos propios el pago a los efectores de salud, independientemente de la vinculación contractual del agente de salud con los gobiernos locales.