Regionales | Transportistas | Mackenna | Justicia

En Vicuña Mackenna juntan firmas para pedir por una unidad judicial

La ola de robos de cubiertas de la que son víctimas transportistas volvió a renovar el reclamo por la inseguridad en la ciudad. En ese marco es que se elevará una nota dirigida a la Fiscalía General y al Ministerio de Justicia

Transportistas de Vicuña Mackenna reiteraron su malestar ante los hechos delictivos que siguen ocurriendo y sobre los cuales, aseguran, no logran que se avance en la investigación y prevención.

Es en el marco del debate por la inseguridad en esta ciudad, ubicada en el cruce de dos rutas de intensa circulación como son las nacionales 7 y 35, que se está impulsando un petitorio a elevar a la Fiscalía General y al Ministerio de Justicia de Córdoba para solicitar la creación de una Unidad Judicial en esta zona.

El pasado fin de semana robaron las ruedas de tracción de un camión que se encontraba resguardado en un predio cerrado y con cámaras.

Este pedido es apoyado también desde la Municipalidad local, que meses atrás mantuvo una reunión con autoridades policiales de la provincia planteando la preocupación en la comunidad.

El objetivo es agilizar las acciones y que la Policía pueda realizar allanamientos y procedimientos que puedan dar rápidamente con los elementos sustraídos.

En los últimos tiempos el sector más afectado por los delitos son los transportistas que sufren el robo de cubiertas y herramientas de sus vehículos. Aun tomando las precauciones de estacionar en predios cerrados, los hechos siguen sucediendo.

En Mackenna son más de 500 los transportes de carga existentes y por estos tiempos, con la reducción de viajes, son muchos los vehículos que permanecen parados en terrenos baldíos o playas, ya que está prohibido que estén sobre calles de la zona urbana.

“Esto sigue pasando lamentablemente y no podemos hacer nada. Calculo que es gente de afuera la que comete los delitos porque se ha dado la casualidad de que en los últimos casos los robos fueron en predios ubicados cerquita de la ruta”, sostuvo Gustavo Álvarez, presidente de la Cámara de Transporte de la provincia.

Por ello apeló a los vecinos solicitando que adviertan a las autoridades y denuncien si observan personas foráneas o movimientos extraños en la comunidad. “Tenemos que empezar a denunciar para que esto deje de pasar”, insistió.

Al tiempo que aclaró que la zona a cubrir por la Policía es muy amplia y resulta complicado llegar a todos los lugares.

A la espera de respuestas

Los trabajadores sostienen que hacen las denuncias pero no hay mayor avance en las investigaciones. Es por ello que acompañan un petitorio impulsado desde la Municipalidad, cual es la creación de una Unidad Judicial en esta ciudad del sur cordobés.

El escrito que circula con el membrete de la Municipalidad va dirigido a la Fiscalía General de la Provincia y al Ministerio de Justicia y refiere a un pedido conjunto de toda la comunidad. La solicitud apunta a que con el funcionamiento de dicha repartición dependiente de la Justicia se podrían acelerar los procesos de investigación ante la problemática de la inseguridad.

Héctor Sasola, protesorero del Centro de Transportistas de Mackenna, también expresó su preocupación por los robos de ruedas y herramientas y dijo: “Realmente es algo que nos sigue sorprendiendo:es como una burla porque están robando en un predio que tiene todas las medidas de seguridad y lo siguen haciendo impunemente. Hasta cuándo vamos a aguantar no sé. Es increíble la cantidad de cubiertas que se han robado acá en Mackenna”.

Mientras en la localidad y en distintas instituciones están disponibles planillas en las que los vecinos pueden dejar su firma apoyando la solicitud de la creación de una unidad judicial, los transportistas evalúan distintas medidas a adoptar.

“Tenemos que ver de tener una nueva reunión con todo el centro, porque realmente es preocupante”.

Los transportistas dejan sus vehículos y acoplados en distintos predios de la ciudad, algunos de los cuales hasta poseen cámaras o serenos.No obstante ello, los malvivientes burlan estas medidas.

Asimismo, los damnificados reafirman que hay una logística previa y que quienes cometen los ilícitos saben cómo hacerlo. “No es fácil sacarles las cubiertas a camiones y retirarlos del lugar”, advirtieron.