Río Cuarto | Uber | taxistas | controles

Uber: sanciones más severas con la nueva ordenanza

Según declaraciones públicas del subsecretario de Transporte, Diego Moreno, los prestadores de servicios de la aplicación no podrán retirar los vehículos secuestrados

Ayer por la mañana, un numeroso grupo de taxistas y remiseros se manifestaron en las calles del microcentro de la ciudad en reclamo de mayores controles sobre los prestadores de servicio de la aplicación Uber. Los trabajadores del volante, después de movilizarse con bocinazos por las calles que rodean al Palacio Mojica, se congregaron en las puertas del recinto municipal en busca de respuestas.

Los taxistas y remiseros reclaman a la Municipalidad mayores controles sobre los servicios de transporte ilegal que operan en Río Cuarto. “Si ustedes no controlan los puentes, nos van a empujar a que los cortemos nosotros, y no lo queremos hacer, no queremos molestar a la ciudadanía”, dijo uno de los taxistas manifestantes.

Nueva ordenanza

Diego Moreno, subsecretario de Transporte, salió al encuentro de los remiseros y taxistas y dijo: “Estamos con ustedes, no con Uber”. Según el funcionario, el secretario de Servicios Públicos, Marcelo Bressan, solicitó presentar una nueva ordenanza que multe a los prestadores de Uber y no les permita retirar los vehículos secuestrados a quienes sean choferes con la aplicación.

Estamos con ustedes, no con Uber Estamos con ustedes, no con Uber

La ordenanza 623/23, la cual rige actualmente con relación a la utilización de plataformas digitales de transporte de pasajeros en la ciudad, expresa: “Prohíbase en la Ciudad de Río Cuarto el ofrecimiento, proporción y la utilización de cualquier plataforma electrónica o digital de intermediación y acercamiento que facilite, posibilite o promocione la prestación de todo servicio de transporte de personas en automóviles de ofrecimiento público, cuyo suministro no se ajuste en un todo al presente régimen regulatorio y menoscabe su finalidad y espíritu”.

Sin embargo, la ordenanza vigente tiene ciertos inconvenientes que alertan a los remiseros y taxistas. Desde el momento que comenzó a regir la normativa, se han secuestrado varios vehículos identificados como propiedad de choferes de Uber. A pesar de esto, según las declaraciones de los manifestantes, la multa generada termina por ser pagada por parte de representantes legales de la plataforma digital, dejando el vehículo a disposición del propietario multado.

Reclamos

“Uber es un servicio ilegal en la ciudad y genera competencia desleal entre los trabajadores”, dijo un taxista de la ciudad en entrevista con Puntal, quien indicó que la situación actual los pone en desventaja en comparación con los choferes de Uber. “A nosotros nos exigen certificados de antecedentes nacionales y provinciales, libreta de salud, seguro, licencia, documentos que certifiquen que no tenés denuncias de género ni debés cuota alimentaria. Para los mayores de 65 años, nos piden certificados de cardiólogo, psicólogo, neurólogo y oftalmólogo. Es un montón de documentación en comparación con Uber”.

Los taxistas y remiseros entienden que la presencia de Uber en la ciudad genera condiciones de competencia desiguales, perjudicando el trabajo de quienes trabajan dentro de los marcos legales. “Los taxistas tenemos una central física que paga alquiler, servicios y el salario de 4 operadores. Uber no paga nada”, expuso el manifestante. “Salvo las monedas que se ganan los trabajadores, el resto es toda plata que se va”, dijo el taxista.

Contexto que presiona

Los reclamos enmarcados dentro del contexto de crisis económica a nivel nacional se recrudecen frente la pérdida de poder adquisitivo y el aumento del costo de vida. “Los choferes la estamos pasando mal. Se está recaudando poco y ni hablar si se tiene que dividir lo recaudado con los patrones”, determinó el chofer.

“Estamos siendo asesorados por parte de un prestigioso abogado de Río Cuarto. Si esto no avanza, vamos a accionar legalmente ya sea contra el Municipio, contra Uber o contra el que nos esté perjudicando”, sentenció el taxista.

Córdoba

A fines del año pasado el Ministerio Público Fiscal dictaminó que Uber no está autorizada para funcionar en Córdoba Capital debido a que la ciudad ya posee un régimen de regulación de servicios de transporte. A partir de esto, se espera un fallo del Tribunal Superior de Justicia al respecto. Los manifestantes esperan una respuesta positiva por parte del ente y que resuelva la situación en la capital.