Río Cuarto | pesos | millones | Universidades

Presupuesto: las universidades tienen $ 20 mil millones menos que lo pedido

Los rectores habían elevado un planteo al Ministerio de Educación y al de Economía para contar con un piso de 242 mil millones de pesos. Eso implicaba un alza del 24% frente al aprobado el año anterior. Recibirán el 13,78%.

Las universidades nacionales tendrá un recorte en el poder adquisitivo de sus fondos para el año próximo si se aprueba sin cambios el Presupuesto que el Ejecutivo Nacional envió la semana pasada al Congreso de la Nación y que hoy comenzará a explicar en comisión el ministro Martín Guzmán.

Es que las 57 casas de altos estudios que tiene el país tuvieron asignado para este año un total de 195.565 millones de pesos mientras que el planteo realizado por el Gobierno para el año próximo es llevar esa cifra a 222.500 millones de pesos, lo que representa un 13,78% de aumento en las partidas. La pérdida real de los recursos viene dada por lo que el mismo Presupuesto prevé para el año que viene en materia de inflación: 29%. Por lo cual el porcentaje de recomposición no alcanza a significar ni la mitad de lo que se espera en suba de precios.

De otro modo, podría plantearse que para que las universidades no pierdan recursos frente a lo disponible este año deberían recibir $ 238.589 millones. Para alcanzar ese porcentaje deberían tener una inyección extra de 16 mil millones por sobre lo presupuestado originalmente.

En un punto intermedio de esas cifras, el conjunto de rectores había presentado la semana pasada un pedido de presupuesto para las universidades en base a los cálculos que cada una realizó y sobre una base de “extrema prudencia”, tal como lo publicó este diario. Por eso, aun sabiendo de una proyección inflacionaria oficial cercana al 28%, la propuesta del Consejo Interuniversitario Nacional (CIN) fue del 24% de incremento en las partidas. En concreto, solicitaron 242.452 millones de pesos, pero se encontraron con una propuesta que recorta en 20 mil millones esas pretensiones.

Si se analiza por rubros, también hay datos a destacar. En el caso del ítem Salud que algunas de las universidades reciben, especialmente por tener hospitales a cargo o carreras de Medicina, pasan de los 2.672 millones de pesos de este año a 4.628 millones el año próximo. Ahí sí se percibe una fuerte recomposición de la que no todas las casas de altos estudios serán parte. El salto en los recursos alcanza el 73,2%. Pero es necesario incluir un asterisco porque buena parte de la suba responde a un renglón particular: Hospitales Universitarios, que se lleva 1.841 millones de pesos que el año pasado no aparecía en el Presupuesto.

Ciencia y Técnica

En Ciencia y Técnica también resulta atractivo por la disposición de los recursos. Si se observa el total destinado a ese ítem en el Presupuesto, las universidades le ganarán a la inflación porque tienen un ajuste del 35,68% en sus partidas, que aumentarán de $1.359 millones a $ 1.844 millones. Pero hay oculto allí un inquietante renglón que dispone una parte importante de esos recursos para el conjunto de las instituciones educativas, sin asignación específica. La planilla de presupuesto tiene un recorte y enumera en la parte superior a las 57 universidades y a cada una le destina un fondo determinado para Ciencia y Técnica. Allí hay un fuerte recorte de fondos porque el año pasado alcanzaba los 609 millones de pesos y ahora es de apenas 344 millones. Por debajo de esa lista, hay un renglón que fija para gastos de Ciencia y Técnica $ 1.051 millones más, que no están repartidos y que dependerán de la capacidad de cada universidad en la gestión. En la línea de largada, cada una cuenta con un recorte en ese rubro y luego deberá resolverse qué ocurre con cada una y cuánto percibirá del disponible global.

Pero en la columna de Educación y Cultura, la recomposición prevista es del 12,78%, que es la más relevante en cuanto a fondos asignados ya que allí están previstos los salarios de todo el staff universitario y suma un total de 216 mil millones de pesos para 2021.