Salud | Silvia Rodríguez | Psiquiatría | Hospital San Antonio de Padua

"Si uno no está estable emocionalmente es muy difícil que puedas contener a otro"

La profesional habla de la terapia imprescindible de los terapeutas, la falta de espacio para un duelo como lo conocíamos hasta ahora y los trastornos a tratar en la pospandemia

Es jujeña, cuando terminó el secundario, para poder hacer una carrera, había que irse de Jujuy; vino a Córdoba, rindió los cursillos de Medicina y de Ingeniería en Sistemas pero se inclinó por la primera. Llegó a Río Cuarto por un contacto, empezó trabajando en una clínica psiquiátrica que ya no está en la ciudad, luego en el Hospital para cubrir vacaciones y allí se encuentra desde hace unos 15 años. Cuenta con una formación de posgrado en psicoanálisis, psiquiatría, gerontopsiquiatría y una maestría en psiconeuroinmunoendocrinología.

Silvia Rodríguez (M.P 28006/4) se dedica principalmente a trabajar con adultos mayores y niños, niñas y adolescentes; dice que son dos rangos etarios diferentes pero que en algún momento llegan a unirse.

¿Cómo llegan tus pacientes y cómo te vinculas con otros profesionales?

En el hospital vienen derivados de neurología, psicología o pediatría. La mayoría de los pacientes son por trastornos de conductas, hay retrasos madurativos en niños, la mayoría viene derivados de otros profesionales. En esto no trabajas sola, es un equipo entre neurología, psicología, psicopedagogía, psiquiatría, fonoaudiólogía; es un equipo bastante amplio.

¿Qué consecuencias dejará la pandemia?

En realidad estamos todos padeciendo esto, pero sobre todo los familiares de los pacientes que están infectados con Covid. El rango etario es bastante amplio, si bien al principio se trataba de cuidar a los gerontes hoy en día es una patología que abarca a todas las edades y las complicaciones con las que quedan algunos son bastante graves y en otros fatales.

Yo creo que vamos a tener que tratar muchas complicaciones como trastornos de ansiedad, trastornos de estrés post traumático, trastornos de pánico, dentro de esos están las fobias, y en esta época moderna de hoy también la tecnología impacta en la no sociabilidad de los niños sin poder comunicarse con el otro.

Silvia Rodríguez

Cómo haces para no vincularte, más allá de lo profesional, con el paciente

Nosotros tenemos siempre algún cable a tierra, hago otras cosa que me saquen de mi especialidad como biodanza, pintura y cosas que me gustan hacer y no tienen nada que ver con mi especialidad. Además tengo también mis sesiones de terapia, que en este momento son indispensables, porque si uno no está estable emocionalmente es muy difícil que puedas contener a otro, es necesaria y particularmente la tengo. Es sano además.

Durante este tiempo, ¿viste cosas que te impactaron?

principalmente a nivel afectivo, sobre todo en familiares de pacientes que ingresan a una institución y no pueden volver a ver a su ser querido que si (por alguna razón) empieza con complicaciones, no pueden verlos más. Es como muy impactante para los familiares no poder despedirse de los seres queridos, no poder verlos más, los informes son vía telefónica, son muchas las consecuencias que van a quedar. Antes uno podía elaborar el duelo de una persona que ha fallecido, ahora no pudiste continuar la evolución de esa enfermedad, ingresó a una sala y lo ves cuando se recupera o fallece, es muy duro no poder tener ni siquiera el espacio para despedir a los familiares, un sepelio, un funeral, en este momento es todo más acotado.

¿Cómo es el trabajo en el hospital San Antonio de Padua?

En el hospital hacemos interconsultas, atendemos a familiares y a pacientes Covid. De hecho hay un grupo de colegas que contienen al grupo de profesionales de la salud que atienden a los pacientes Covid. Porque estar trabajando con pacientes que en este momento están bien y en cuestión de horas o minutos se descompensan es también difícil para el personal, por el dinamismo de dejar de atender un paciente y comenzar con otro. Estamos en una constante formación para saber cómo poder abordar al paciente que se recupera y al familiar que ha perdido a alguien, son duelos patológicos en algunos casos, hay que cerrar muchas etapas por las que pasa el duelo.

La consulta al profesional es indispensable, pero que palabra le dirías a alguien que perdió un ser querido

No hay palabra para contener a un familiar porque es algo que nadie se imaginó en este tiempo que le podía llegar a pasar, la gente no toma conciencia de la emergencia sanitaria por lo que estamos pasando, no tomas conciencia hasta que le pasa. Que te digan por qué a mí o por qué a él, no hay palabras para responder eso.

Por Fernanda Bireni