Rostros y Rastros vida | Numerología | Javier Borra

Hablamos de numerología

La numerología es la disciplina que estudia la vibración energética de los números y su influencia sobre las personas, empresas, animales, objetos, etc. El objetivo de la numerología es encontrar respuestas a través de las relaciones que una persona tiene con los números

La numerología da por entendido que cada número aporta un significado y además comprende ciertas características. Nos brinda un enfoque que nos permite conocernos y conocer a nuestro entorno.

Desde que nacemos los números están en nuestra vida…tenemos un número para el registro del hospital, para el registro civil. Tenemos un número de matrícula en la escuela. A nuestro hogar también le corresponde un número. Cuando crecemos necesitamos de un número de cuenta bancaria, un número de teléfono. Estamos fiscalizados por medio de una clave, que no es otra cosa que un número.

Nuestra vida podría explicarse, y de hecho se explica, a través de los números.

En conclusión, los números rigen nuestra vida. El creador de esta disciplina fue Pitágoras, quien en el año 530 a.C, estableció y desarrolló una teoría basada en la numerología, llamada “la música de las esferas”, conectando los planetas y la vibración que, en su opinión, producen los números. Estos conseguían dar una frecuencia y con ello determinó que cada uno de los números (1 al 9, el cero no tiene vibración) estaba dotado de significados y características propias. La numerología pitagórica se basa en que existe un orden en todas las cosas y seres del Universo y en que estamos regidos o programados por la vibración de los números que nos acompañan en todo momento desde nuestro nacimiento y, muy probablemente, desde el mismo momento de la concepción.

La numerología en la antigüedad, fue tratada incluso como una ciencia por los primeros matemáticos, pero en la actualidad se ha descartado su uso en el terreno científico. Todos tenemos un destino predeterminado. Es decir, no es casualidad el nombre o los nombres que tenemos, el apellido ancestral, el país en el que nacemos, los padres, hijos o parejas. De todo debemos aprender y a todos algo debemos enseñar. Sabiendo el nombre completo de una persona y la fecha de su nacimiento, se puede descubrir su personalidad, sus talentos naturales, su mundo interno, sus desafíos espirituales, su destino y el camino por el que transitará para cumplirlo.

También permite explorar en el karma que la persona trae de sus vidas pasadas. Sus cálculos son aritméticos y probabilísticos pero no fatalistas, pues junto a la ley del Orden del Cosmos, existe el LIBRE ALBEDRÍO HUMANO, por medio del cual todo futuro es susceptible de ser modificado según el accionar integral, consecutivo y secuencial de cada individuo. Debemos tomar a los números como una herramienta de reflexión, no es necesario andar por la vida observando todos los números que nos rodean como locos para encontrarles un significado. Los símbolos están para nuestro beneficio y no al revés. La idea es que el conocimiento nos aporte libertad. Los números te indican a qué viniste a esta vida, cuáles son tus virtudes trabajadas y las que te faltan por aprender o quizás pulir. El estudio que se realiza para conocer los números que rigen tu vida se lo conoce como carta numerologíca. La carta numerológica es un mapa o guía de la persona, es el plan que hiciste antes de encarnar y te provee de mucha información importante para tu autoconocimiento emocional y de tu ser interior. En cuanto a los beneficios que este estudio puede traer, se incluye el auto conocimiento, ver y conocer los aspectos positivos y negativos de tu personalidad, tus destrezas y habilidades, y así, poder aprovechar al máximo tu potencial, descubrir los acontecimientos importantes por los que atravesaras, encausarte mejor ante dificultades que tengas que atravesar, te permite conocer tu destino y propósito de vida, el manejo del karma (los efectos que operan en la vida como producto de las decisiones pasadas en la rueda de la vida), mejorar las relaciones humanas con nuestros familiares, parejas o amigos, ya que te permite descubrir compatibilidades.

Todos tenemos nuestra propia numerología y que este posee una vibración determinada. Conocerlo te guiara en el recorrido de tu vida. Es como un mapa para guiarte y te dará herramientas que quizás nunca hayas imaginado.

Por JAVIER BORRA Y SANDRA NIETO | Coaching Integral | Instituto Alquimia del Ser